Detrás de la polarización, está el odio.
Florestán.

Cuentan que en diciembre de 1964, ya como expresidente, el día uno había asumido Gustavo Díaz Ordaz, Adolfo López Mateos que nunca se mudó a Los Pinos,  su sexenio lo vivió en su casa de San Jerónimo, manejaba hacia el Centro de la Ciudad para comprar unos regalos de Navidad, no había malls, Polanco solo era habitacional, y ya desde entonces, en esas fechas la circulación era un desastre.

Harto por la lentitud con la que avanzaba, le dijo a su amigo, ¡Mira que pendejo es Gustavo! ¡Tres semanas de presidente y vé como ya tiene el tránsito…!

Y no, no era así, el tráfico era el mismo, lo que pasa es que López Mateos ya no tenía la cobertura de avance libre de todos los presidentes que ni se enteran de los tiempos que les llevan los desplazamientos. Ellos solo se suben al coche a la hora que les indican y se bajan cuando llegan.

Recupero todo esto, porque en la mañanera de ayer, el presidente López Obrador se acordó de haber leído un reporte sobre lo que dije en el sentido de que domingo se quedaría a dormir en el hotel del aeropuerto Internacional Felipe Ángeles, que inaugura el lunes, para evitarse las dos horas de tránsito y dio a conocer que ya no se hospedaría en dicho hotel, dormiría en su palacio y el lunes saldría a las cinco para hacer 30 minutos de recorrido o cuando mucho cuarenta.

            Y sí, seguro hará ese tiempo al AIFA con el sistema de avance libre de todos los presidentes, lo para cualquier otro mortal, con las obras viales sin terminar y desviaciones, le llevaría el triple, y ya no digamos un viernes por la tarde.

            Pero así han sido con todos los presidentes y en eso no hay excepción. ¡Avance, avance…!

            Y avanzan.

  1. ÉXITO.- López Obrador reveló las regalías de su último best seller se han vendido por millones, aseguró, le dejarán tres millones de pesos. Ahora resulta que con un libro gana más del doble de su sueldo como presidente de la República. Pues a escribir, colega, le diría el Gabo;
  2. VERBO.- El Tribunal Electoral ordenó a la bancada de Morena en el Senado, retirar el desplegado donde elevan a López Obrador a verbo encarnado de la 4-T al ungirlo como encarnación, símbolo y cabeza del Estado, el Pueblo y la Patria, todo en una sola persona, todo en un solo ser, ni la Santísima Trinidad que simultáneamente solo es Padre, Hijo y Espíritu Santo; y
  3. NIVELES.- Dicen que hasta entre los microbuses hay rutas. Es el caso del ataque de René Bejarano contra Ricardo Monreal por la derrota de su esposa Dolores Padierna, quien fue candidata de Morena a la alcaldía de Cuauhtémoc, lance en el que ni con toda su estructura y los recursos financieros de su marido, pudo derrotar a Sandra Cuevas, a la que ahora tienen suspendida y en vísperas de un proceso penal. A ver si el zacatecano pudo dormir tras las amenazas de Bejarano.

Nos vemos mañana, pero en privado.