Como lo anunció el presidente López Obrador este fin de semana en Ensenada, Baja California, firmó el decreto para la regularización de los vehículos extranjeros introducidos a territorio nacional de manera ilegal, el argumento presidencial para la aplicación de la medida es porque se necesita tener control y saber quienes tiene en posesión esos auto.

Tan solo en Baja California, se estima que el parque vehicular de autos ilegales, mejor conocidos como “chocolate“ sea alrededor de 800 mil. Las acciones que realizó el jefe del ejecutivo, son un control y darán certeza a los ciudadanos, principalmente trabajadores agrícolas que son propietarios de esas unidades. Sin embargo, ya han existido medidas similares en gobiernos anteriores, y esto ha resultado un negocio solo de unos cuantos, afectando el comercio formal.

Y sí, en 2005 el entonces presidente Vicente Fox firmó un decreto similar al que este sábado 16 de octubre suscribió el jefe del ejecutivo y que anunció hace cuatro meses. Los resultados entonces afectaron al sector formal de la industria automotriz.

Por ello, de inmediato reaccionó la Asociación Mexicana de Distribuidores de Auto (AMDA) que calificó como un premio a las mafias la regularización de autos “chocolate” ya que solo se enriquecen con el contrabando de automotores. Y precisó que en tan solo los meses de julio y agosto la importación legal y la internación ilegal de vehículos usados creció hasta en 84.9 % tan solo en Baja California. A sabiendas de que el jefe de ejecutivo cumpliría la promesa de firmar el decreto.

Analistas económicos aseguran que la medida afecta al comercio formal de autos nuevos y seminuevos e incrementa la contaminación ambiental. El decreto tendrá efectos en los siete estados fronterizos: BC, BCS, Sonora, Chihuahua, Coahuila,Nuevo León y Tamaulipas.

Esta política pública, se da en momentos difíciles que desde principios de año padece la industria automotriz en México y el mundo. El Inegi registró en el primer trimestre del este 2021 una caída en la producción de vehículos ligeros. Y los efectos de la legalización creará una sobre oferta que afectará la cadena de comercialización. Esperemos que los autos que se regularicen sean efectivamente de trabajo y no deportivos de lujo. Al tiempo veremos los efectos.

SUSURROS

En la recta final de su administración, el Gobernador Jaime Bonilla de Baja California recibió un gran reconocimiento del Presidente López Obrador. En lo que fue su gira del adiós, obtuvo el reconocimiento por su trabajo en
la entidad y por su apoyo para que en 2018 en Baja California fuera contundente el triunfo de la cuarta transformación. También, fue invitado a incorporarse al primer equipo de López Obrador.

Son tiempos en los que se comienza a preparar el camino para las elecciones de seis gubernaturas del país del siguiente año. En el caso de Hidalgo, todo parece indicar que Morena le quitará el trono al PRI, en donde las últimas encuestas de Massive Caller detectaron una intención de voto del 38% para este partido y un 24% para el partido que preside Alejandro Moreno.