El Departamento de Seguridad Nacional ha solicitado formalmente 12 mil camas en instalaciones militares para las familias que sean detenidas tras cruzar la frontera ilegalmente, dijeron dos funcionarios del gobierno federal.

Los funcionarios dijeron que se solicitó que 2 mil de las camas estén listas en los próximos 45 días. El resto se usará cuando se requiera.

Foto de internet

La petición señala que las instalaciones deben cumplir con el llamado acuerdo Flores de 1997, el cual rige el trato que deben recibir los niños en custodia. Requiere aire acondicionado, bibliotecas, duchas privadas y atención a salud mental.

El espacio se encontrará en una base militar, pero no se sabe con certeza en cuál.

Los funcionarios no estaban autorizados a difundir detalles de la petición públicamente y hablaron bajo condición de anonimato.

Con información de AP