Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Pemex tiene otros contratos

alberto-aguirre1

Alberto AguirreSignos vitales

Pemex y sus filiales carecen de cualquier posibilidad material y jurídica de obtener información sobre uno de los peores negocios en la historia de la empresa

Petróleos Mexicanos prescindió de los servicios de Fitch Ratings y renegoció el contrato para suministrar etano a Braskem Idesa durante 20 años.

La declinación en la producción nacional del gas era un factor determinante en la implementación del proyecto Etileno XXI, pero la reforma energética peñista —¿o los sobornos pagados por Odebrecht?— obligaba al cumplimiento del “contrato leonino”, firmado por la administración calderonista.

Los beneficios económicos y estratégicos de ese emprendimiento para Pemex nunca se materializaron. Todo lo contrario. Igual ocurrió con la inversión que la dirección encabezada por Emilio Lozoya Austin concretó en el astillero viguense Hijos de J. Barreras. Una herencia —como Etileno XXI— de la anterior administración, que entre 2013 y 2019, necesitó de 5,100 millones de euros.

Con la mira puesta en el viejo continente, a través de PMI Holdings, Pemex pudo tomar el control de aquella vieja factoría de las Rías Baxas, pero inexplicablemente la capitalizó y nunca ejerció la totalidad de los derechos corporativos pactados en el Contrato de Inversión, por lo que no se tuvo la representación suficiente en el Consejo de Administración ni en la Junta General de Accionistas. De nada valió el Due Diligence elaborado antes de realizar la inversión en el astillero. Los riesgos relacionados con la inversión fueron ignorados y con el cambio de administración, vino la retirada.

La experiencia ibérica de Pemex no pudo ser peor: los dos floteles que construyó con Navantia fueron entregados tarde y con costos inflados, mientras que con HJB ni siquiera pueden hacerse cuentas, debido a la escasa información que pudo recabar la Auditoría Superior de la Federación.

Desde la adquisición de la participación accionaria y hasta 2018, HJB no decretó ningún dividendo en favor de P.M.I. Holdings. En ese periodo, la inversión tuvo un deterioro de aproximadamente ¡652.3%!

Hasta el año pasado, nadie pudo aclarar la situación. Y en el 2020, menos por la pandemia. Las actividades de HJB nunca estuvieron alineadas con los objetivos estratégicos de Pemex.

Los directivos del astillero español nunca realizaron las acciones preventivas o correctivas para subsanar la situación negativa en la que se encontraba la empresa, que naufragó sin remedio. Hace 10 meses, por decisión de la nueva directiva de la empresa productiva del Estado mexicano, PMI dejó de ser titular de los derechos políticos sobre acciones de HJB y renunció a cualquier representación en el consejo de administración.

En resumen, Pemex y sus filiales carecen de cualquier posibilidad material y jurídica de obtener información sobre uno de los peores negocios en la historia de la empresa.

Efectos secundarios
FALLIDOS. Otras empresas paraestatales también han fracasado, en el intento de ampliar sus flotillas. Exportadora de Sal acumula una década en busca de un proveedor para un remolcador que traslade el producto hasta el islote donde atracan los buques de Mitsubishi. El último día del 2018, la armadora —que había dado mantenimiento a los dos remolcadores de ESSA— tenía que entregar la nueva embarcación, pero luego de cinco convenios modificatorios y la erogación de 200 millones, la fase de botadura está más lejana que la Navidad. Por esos desórdenes administrativos y evidencias sobre posible conflicto de interés (¿o nepotismo?), la secretaria Tatiana Clouthier decidió un relevo en esa conflictiva empresa que además enfrenta un litigio por Experiencia Nutrimental por ¡11,000 millones de pesos!

CONSOLIDACIÓN. Bio Pappel de Miguel Rincón reportó sus resultados financieros del 2020 en el que las ventas anuales de la compañía aumentaron 5.7%, mismas que en el último trimestre del año crecieron 19.2%, lo que habla de una recuperación paulatina del contexto económico complicado debido a la pandemia por Covid-19. Bio PAPPEL obtuvo un UAFIRDA de 1,196 millones de pesos en el trimestre, lo cual representa un aumento de casi 11% en relación al mismo periodo del 2019. La empresa supo adaptarse al entorno cambiante del mercado, muestra de ello fue el foco en el segmento de empaques que ha crecido sustancialmente durante la pandemia.

ATENCIÓN. Apenas si llegó al IMSS, Zoé Robledo no dudó en pedir ayuda a los empresarios para sanear las finanzas de esa noble institución. No obstante los rezagos históricos y las nueva medidas de racionalidad en el gasto, algunas empresas decidieron mantener exorbitantes bolsas de deuda. ¿Ejemplos? Gott und Glück y Decoaro y Supervisión. La primera de ellas tiene créditos de 2016, 2018, 2019 y 2020 por 6.9 millones de pesos; pero la segunda no se queda atrás con una bolsa por 1.9 millones de pesos, aunque destaca que su registro como patrón se haya desvanecido, sobre todo porque, junto con Gott und Glück, trata de inscribirse como posible proveedora en apego a los requisitos del Contrato Marco elaborado por Hacienda, pero quedarían al margen pues están pendientes en el cumplimiento de sus obligaciones fiscales.

  1. Distopías laborales

    El tiempo apremia, en la implementación del nuevo modelo laboral. Las obligaciones del Estado mexicano quedaron fijadas hace 10 meses, cuando el decreto promulgatorio del nuevo T-MEC entró en vigor

    Continuar leyendo

  2. ¿Desfonde minero?

    Más allá del beneficio que representa para los extrabajadores mineros, esta resolución deja en claro que Napoleón Gómez Urrutia fue responsable del desfalco a los obreros

    Continuar leyendo

Menú de accesibilidad