Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

La disputa por Nuevo León

alberto-aguirre1

Alberto AguirreSignos vitales

En el 2021 no habrá candidatos independientes por la gubernatura de Nuevo León aunque prevalece el hartazgo hacia los usos y costumbres de los representantes de la partidocracia, aunque sean de la Cuarta Transformación

La priista Ivonne Álvarez acababa de festejar su cumpleaños 37 y estaba al frente de la carrera por la gubernatura de Nuevo León, con una ventaja de 2 a 1 sobre su excompañero de partido y candidato independiente Jaime Rodríguez, el Bronco. Faltaban tres meses para las elecciones del 2015 y la exalcaldesa de Guadalupe había ganado la primera pulsada, pues el entonces secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, se quedaría en el gabinete federal hasta el final del sexenio.

La abanderada de la alianza PRI-PVEM tenía en su war room a Liébano Sáenz y Enrique Jackson, además de apoyos intermitentes de legisladores federales y gobernadores que se esforzaban para apuntalar al proyecto tricolor, en los comicios intermedios del peñismo.

Álvarez recibió en la sala de su casa al senador campechano Raúl Pozos, quien le mostró un sistema para proyectar un holograma 3D con su imagen, que permitiría replicar sus discursos en tiempo real, en reuniones de simpatizantes que estarían sincronizadas con la agenda de la campaña.

No eran los tiempos del Facebook Live entonces. Los priistas se enfrascaron en una guerra sin cuartel con los panistas y ambos abrieron una avenida al candidato independiente, quien falló en sus promesas de cambio y desarrollo.

En el 2021 no habrá candidatos independientes por la gubernatura de Nuevo León aunque prevalece el hartazgo hacia los usos y costumbres de los representantes de la partidocracia, aunque sean de la Cuarta Transformación.

Al arranque de las campañas, no hay sorpresas: Clara Luz Flores (MORENA) y Adrián de la Garza (PRI-PRD) están al frente de la contienda, prácticamente empatados, mientras que Fernando Larrazabal (PAN) y Samuel García (Movimiento Ciudadano) arrancan, en segundo plano.

Tres ex alcaldes, entre los cuatro punteros. El senador emecista se impuso en la contienda interna al diputado local Luis Donaldo Colosio Riojas, quien finalmente aceptó contender por la alcaldía de Monterrey, aunque va rezagado.

García concita apenas 10% de la intención de voto pero apuesta a repetir el fenómeno electoral que permitió a El Bronco derrotar a la partidocracia, hace seis años. El rechazo que genera en un amplio segmento del electorado neoleonés no sería una señal positiva.

El empate técnico entre Clara Luz Flores y Adrián de la Garza anticipa una carrera parejera, donde las campañas de contraste y los errores tácticos podrían resultar determinantes. También el miedo a votar, por la contingencia sanitaria.

Al arranque de la campaña, la abanderada morenista decidió emprender acciones legales contra Lord Marco Polo, un actor de teatro que irrumpió hace tres meses en las redes sociales con su parodia sobre Samuel García –con un personaje llamado SenaThor– y ahora junto con una colega presentó un nuevo personaje: Carla Lucía.

Denunciado por la candidata ante la Fiscalía Electoral, Lord Marco Polo optó por detener la grabación de nuevos episodios, suspender la difusión de sus sketches en YouTube y defenderse públicamente por la acusación de presunta violencia política en razón de género.

Ante la censura, los señalamientos por censura e intimidación contra Clara Luz no cesan. Y mientras, la abanderada morenista espera la respuesta del consultor español Antonio Sola, con quien se reunió hace una semana, para iniciar con el manejo de crisis.

@aguirre_alberto

  1. Las razones del INE

    El último intento desesperado y fútil de salir de la cúpula morenista para salir del brete jurídico que terminará por marginar al Toro Sin Cerca de la boleta electoral

    Continuar leyendo

Menú de accesibilidad