En un escenario cada vez más frecuente para el sector privado en los llamados tiempos de la 4T, los empresarios que participan en la industria de publicidad exterior esperan una pronta embestida de las autoridades de la CDMX; esto con el agravante de que no se tiene certeza de cuáles serán los recursos jurídicos que se emplearán contra sus anuncios ni, mucho menos, de cuál sería la instancia de gobierno encargada para tal acción.

De hecho, existe una gran incertidumbre respecto a quién será el responsable de regular y sancionar la actividad de los anunciantes; pues mientras unos dicen que la tarea corresponderá a la Seduvi, de Ileana Villalobos, hay otros quienes apuestan porque serán las alcaldías las que tomarán las riendas de una actividad que representa la generación de más de 150 mil empleos directos e indirectos para la capital del país.

Por el lado de las alcaldías, se observan señales de un marcado interés por involucrarse en esta industria de manera inmediata; sobre todo en el caso del alcalde de Miguel Hidalgo, Víctor Hugo Romo, quien fungió como legislador en el proceso de redacción de la Ley y conoce a la perfección el negocio cuyo valor a nivel nacional se acerca a los 400 millones de dólares. Se sabe también que, en la mencionada demarcación, colaboran personajes provenientes de la administración anterior de la capital del país; en específico de dependencias relacionadas con la actividad de publicidad exterior, como la ya desaparecida Autoridad del Espacio Público y la secretaría de Desarrollo Urbano, en ese entonces de Felipe de Jesús Gutiérrez.

Por la otra parte, a pesar de que se concretaron reuniones aisladas con anunciantes, una de ellas incluso con la presencia de la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, la Seduvi sigue sin recibir a los representantes de la industria, mantiene sin sesionar al Consejo de Publicidad Exterior y prepara modificaciones al marco legal sin consultar siquiera al sector, algo que vaticina que sus acciones terminarán decidiéndose en tribunales. A la descrita dualidad habrá que sumarle también la labor que realiza el INVEA para retirar espectaculares sustentada en supuestos dictámenes de Protección Civil; mismos que, sin reporte alguno de visita, inspección en los predios o notificación a las compañías propietarias, termina invalidándose en tribunales dando paso a la reinstalación del anuncio.

Es así que, ante la falta de disposición para solucionar el problema por parte de la Seduvi, la Ciudad de México deja de percibir anualmente unos 500 millones de pesos en cuanto al cobro de derechos por el uso del espacio público. Y, mientras permite que las alcaldías dificulten los procesos de regulación, deja abierta la puerta para que otros medios de publicidad exterior, como las columnas verdes o luminosas del periférico, gocen de libre mercado e ilimitada tolerancia.

Voz en Off

Renovar los mecanismos con los que funcionan los aeropuertos al momento de hacer revisiones a cada uno de los usuarios se vuelve cada vez más necesario, sobre todo al considerar el tiempo perdido en remover zapatos, cinturones, dispositivos electrónicos y demás artículos, barreras que en ocasiones desalientan al turismo. En este sentido, Alejandro Gómez Casso busca apoyar los objetivos propuestos por Miguel Torruco en la Estrategia Nacional de Turismo 2019-2024, donde se ha planteado colocar a México como “una potencia” en la materia.

Al momento, el país ocupa el sexto lugar con mayor recepción de turistas internacionales, al sumar 41.5 millones, tal como informó la Organización Mundial del Turismo (OMT); no obstante, mediante la implantación de un modelo similar a “Global Entry”, sistema que funciona actualmente en Estados Unidos, se daría preferencia al turismo y eliminarían filas en los puntos de revisión. Así, se conseguiría a traer a oriundos de Japón, China, Corea, Italia, Emiratos Árabes, Reino Unido, India y Rusia, países con altos niveles de poder adquisitivo, tal como propone la “Operación Toca Puertas”, de Torruco Marqués. Cercanos a Gómez Casso aseguran que ya comenzó con los primeros acercamientos con el Servicio de Administración Tributaria (SAT), de Margarita Ríos-Farjat, para comenzar con esta estrategia integral para dar accesos prioritarios a los viajeros. Pronto sabremos el desenlace de este importante programa.

[email protected]

@juliopilotzi