Foto de PGJ

Video: tiroteo en Iztapalapa deja un muerto y tres heridos

Durante el enfrentamiento un elemento de la corporación policiaca murió al resultar herido por un impacto de bala


La Procuraduría General de Justicia capitalina y autoridades del Estado de México, capturaron a tres hombres de 19, 32 y 25 años de edad, este último se desempeñaba como policía preventivo de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México, por su probable participación en el secuestro de una persona en la delegación Iztapalapa.

Las pruebas integradas debidamente en la carpeta de investigación, por el agente del Ministerio Público de la Fiscalía Especial de Investigación para la Atención del Delito de Secuestro, Fuerza Antisecuestro (FAS), fueron determinantes para trasladarlos al Centro de Detenciones del Reclusorio Preventivo Varonil Oriente, donde buscará que un Juez de Control los vincule a proceso por el delito de secuestro agravado.

Foto de PGJ

De acuerdo con el expediente, el 17 de abril la víctima se encontraba dentro de su vehículo, estacionado afuera de su domicilio, ubicado en la colonia Miguel de la Madrid, cuando fue interceptado por un individuo, quien con un arma de fuego lo amagó y exigió que entregara las llaves del automóvil.

En ese momento llegó un automotor Nissan, tipo Versa, color gris, con matrícula del Estado de México, del que descendieron dos de los imputados; uno de ellos, el de 19 años, abrazó a la víctima y lo obligó a subir al automotor mencionado, colocándolo en el asiento trasero, donde estuvo custodiado por el indiciado de 32 años y el primer agresor, para minimizar cualquier reacción o maniobra de defensa.

Foto de PGJ

Además, le ordenaron a la víctima que se agachara para que no los observara o de lo contrario lo matarían. El implicado de 25 años y el copartícipe de 19, ocuparon los asientos del conductor y copiloto, respectivamente, y comenzaron a circular con dirección a Ixtapaluca, en la entidad mexiquense.

Metros más adelante fueron custodiados por un vehículo Audi y un Volkswagen Vento, color rojo, que sirvieron como muro del automóvil en el que mantenían cautivo al denunciante.

Durante el trayecto detuvieron la marcha y uno de los agresores, quien presuntamente dirigía la acción delictiva, descendió del Audi, se dirigió al ofendido y le informó que se trataba de un secuestro. Posteriormente, acudieron a la parte más alta de un cerro, ubicado en el municipio de Ixtapaluca, donde establecieron contacto con la esposa del agraviado para negociar el pago del rescate, exigiéndole dinero y la documentación de dos automóviles.

Foto de PGJ

Una vez reunido el efectivo y los papeles, le indicaron a la mujer que se trasladara a las inmediaciones de la estación del Metro Santa Martha Acatitla, donde entregó lo pactado a dos individuos.

La víctima fue liberada en la esquina de avenida Ríos Coatzacoalcos y Ríos Guadiana, colonia Ríos de San Isidro, en el municipio de Los Reyes La Paz, Estado de México, donde solicitó auxilio a elementos de la policía municipal, a quienes les proporcionó información precisa para la identificación de los agresores y las características del vehículo Nissan Versa, en el que estuvo privado de su libertad.

Mediante un operativo de búsqueda e identificación de los probables participantes, fueron localizados en el kilómetro 17.5 de la carretera México-Puebla con dirección a la Ciudad de México. Los elementos policiales les pidieron que se detuvieran; sin embargo, los imputados hicieron caso omiso a las instrucciones de la autoridad y aceleraron la marcha del automóvil para evadir la acción de la justicia, por lo que los policías mexiquenses comenzaron la persecución.

Dos de los implicados que viajaban en la parte trasera comenzaron a realizar disparos de arma de fuego contra los uniformados, quienes, ante un riesgo real e inminente, repelieron la agresión y lograron interceptarlos en el cruce de las avenidas Ermita Iztapalapa y Quebrada, colonia Santa María Aztahuacán, delegación Iztapalapa. Durante el enfrentamiento un elemento de la corporación policiaca murió al resultar herido por un impacto de bala.

Los agresores descendieron del vehículo para escapar a pie en diferentes direcciones; no obstante, los policías lograron capturar a los tres probables participantes, entre ellos, el policía preventivo, mientras que otro cómplice huyó.

Una vez asegurados, los agresores fueron puestos a disposición del agente del Ministerio Público de la FAS, quien inició carpeta de investigación por el delito de secuestro agravado y homicidio.

Detienen a secuestradores que mataron a un policía from López-Dóriga Digital on Vimeo.

Al mismo tiempo, la representación social proporcionó a la víctima atención multidisciplinaria, consistente en asesoría jurídica, psicológica y de trabajo social, como parte de los servicios que otorga la Procuraduría General de Justicia capitalina.

Con los datos de prueba debidamente integrados a la carpeta de investigación, el agente del Ministerio Público solicitó audiencia inicial a un Juez de Control, en la que buscará calificar de legal de la detención, vincularlos a proceso e imponerles la prisión preventiva oficiosa.

De encontrarse penalmente responsables de los delitos de secuestro agravado, los imputados podrían ser acreedores a una pena de entre 50 y 90 años de prisión, conforme a lo establecido en la Ley General para Prevenir y Sancionar los Delitos en Materia de Secuestro, mientras que por el homicidio del policía, hasta 50 años de cárcel.

Redacción