Barcelona se acerca a semifinales de Champions tras ganar al Manchester United

Barcelona se acerca a semifinales de Champions tras ganar al Manchester United - Foto de @FCBarcelona_es
Foto de @FCBarcelona_es

Barcelona encara con ligera ventaja el segundo encuentro de cuartos de final ante el Manchester United, a celebrarse la próxima semana

El Barcelona ganó 1-0 en el campo del Manchester United este miércoles en la ida de los cuartos de final de la Champions League, para encarar con ligera ventaja el segundo encuentro de la eliminatoria la próxima semana.

El equipo azulgrana impuso su toque de balón ante un equipo local, que intentó imponer un juego más físico, presionando la salida del Barça.

Con un United defensivo de entrada, cerrado por el centro, el Barcelona buscó sus oportunidades por las bandas, especialmente por la izquierda, donde aparecían una y otra vez Jordi Alba y Philippe Coutinho para intentar conectar con Leo Messi y Luis Suárez.

El astro argentino, muy activo, inició la jugada del gol pasando un balón desde la izquierda al otro palo, donde apareció Suárez para cabecear casi sin ángulo un balón que Luke Shaw acabó introduciendo en su portería (12).

Anulado inicialmente por fuera de juego, el árbitro acabó dando el tanto tras revisión del VAR.

El gol pareció servir de revulsivo para el equipo local, que adelantó líneas y más por empuje que por juego, empezó a llegar al área de Marc-André Ter Stegen, beneficiado por algunas imprecisiones del Barça ante la presión rival.

Ashley Young con un disparo demasiado cruzado (21) y Marcus Rashford con un remate ligeramente alto (22) dieron sendos sustos.

Coutinho puso a prueba a De Gea con un disparo a bocajarro (36), antes de que un disparo de Luis Suárez a la media vuelta se fuera algo cruzado (45) dando paso al descanso. El uruguayo lleva ya más de tres años sin marcar en Champions lejos del Camp Nou.

A la vuelta del descanso, el Manchester United salió con más intensidad, presionando y dificultando la salida del Barça, muy encerrado en su área y que multiplicaba las imprecisiones en los pases.

El Barça sufría para defender los balones colgados al área que metían los locales, dominadores por alto.

Con su equipo en dificultades, Valverde decidió meter músculo en el centro del campo retirando a Coutinho y Arthur dando entrada a Arturo Vidal y Sergi Roberto (66).

Poco a poco, con pases cortos y más precisos, el Barça fue recuperando el control del encuentro ante un United que también empezó a acusar el esfuerzo desplegado sobre todo en el inicio del segundo tiempo.

En los últimos minutos, el United gastó sus últimos cartuchos colgando balones al área en un busca de un gol que no llegaría.

Con información de AFP

barcelonachampions leagueliga de campeonesmanchester united