Papa Francisco llega de sorpresa a almorzar con jesuitas
PCCS_VA

El papa Francisco llegó de sorpresa a desayunar con amigos jesuitas que festejaban el día de San Ignacio de Loyola.

De último minuto, el pontífice le dijo al jesuita superior, el reverendo Adolfo Nicolás que quería acompañarlos y fue llevado calle abajo a las oficinas jesuitas en su Ford Focus azul.

En el almuerzo también estuvieron los hermanos del fray Paolo Dall’Oglio, un jesuita secuestrado en Siria hace un año.

En un comunicado, los jesuitas informaron el viernes que Francisco “les dio palabras de consuelo”.

La semana pasada, el papa sorprendió a los empleados del Vaticano cuando llegó a la cafetería, se colocó en fila, tomó una bandeja y almorzó con ellos.

 

Con información de 24 horas