Fiscales polacos interrogan a Roman Polanski
Foto de Huffington Post

Fiscales polacos interrogaron al director de cine Roman Polanski a petición de las autoridades de Estados Unidos, que buscan arrestarlo acusado que tener relaciones sexuales con una menor en 1977.

Una portavoz de la fiscalía en Cracovia, Boguslawa Marcinkowska, dijo el jueves que el cineasta seguía en libertad aunque disponible para procedimientos adicionales.

Mateusz Martyniuk, un vocero de la fiscalía general, dijo que Estados Unidos solicitó el arresto y que los fiscales polacos esperan recibir también un pedido de extradición.

Previamente, el viceministro polaco de Exteriores, Rafal Trzaskowski, insinuó que Polonia no estaría dispuesta a responder a una solicitud de extradición de Estados Unidos, si llegara a recibirla.

Los movimientos de Polanski están restringidos por orden de la Interpol en 188 países, pero puede viajar libremente entre Suiza, Francia y Polonia.

El director de ascendencia judía asistió el martes a la inauguración de un museo monumental en Varsovia de los 1.000 años de historia de los judíos en Polonia. Luego viajó a la sureña ciudad de Cracovia, donde vivía cuando empezó la Segunda Guerra Mundial.

El director de 81 años de películas como “Chinatown” y la ganadora del Oscar “El pianista” vive en París, donde, como ciudadano francés, es inmune a la justicia de Estados Unidos, país del que huyó en 1978. En 2010, fue liberado de su arresto domiciliario en Suiza luego de que el gobierno se negara a extraditarlo.

Con información de AP