Seguridad y punto a favor de AMLO


carlos-marin1

Carlos MarínEl asalto a la razón

En la nueva retahíla contra las fuerzas armadas que tanto ha agraviado al Ejército y a la Marina Armada (ni se diga con la insostenible afirmación de que los militares andan “reprimiendo al pueblo”), Andrés Manuel López Obrador ha reiterado dos palabras que merecen la mayor atención: Guardia Nacional.

En la nueva retahíla contra las fuerzas armadas que tanto ha agraviado al Ejército y a la Marina Armada (ni se diga con la insostenible afirmación de que los militares andan “reprimiendo al pueblo”), Andrés Manuel López Obrador ha reiterado dos palabras que merecen la mayor atención: Guardia Nacional.

La actuación de las tropas en el combate al crimen organizado procede, simplemente, por la incapacidad y falta de voluntad política de la mayoría de gobernadores para cumplir con su responsabilidad frente a delitos del fuero común (secuestro, extorsión, homicidio, etcétera) cometidos por las narcopandillas.

Aunque se alegue que la cuestionada ley de seguridad interior “es inconstitucional”, solo es parte de la seguridad nacional que todo país debe garantizar, pero no habría debate si se reinstaurara la Guardia Nacional (contemplada en las constituciones mexicanas desde el siglo XIX), que se constituye como milicia civil (debidamente entrenada y equipada) con el mando del gobernador que la invoque.

Sería un paso intermedio a la utilización de las fuerzas armadas.

[email protected]


  1. Un tipo y una tipa de cuidado

    La rabiosa embestida en San Lázaro contra Rosario Robles da idea de la vileza en que grotesca pero gozosamente caen quienes, a falta de aptitudes productivas, pepenan lo que sacie su hambre en el muladar de la política.

    Continuar leyendo

  2. La Rosario… ¿de Amozoc?

    Ayer se dio un ejemplo ilustrativo de la miserable propensión a los linchamientos en sectores políticos y sociales durante la comparecencia de la secretaria Rosario Robles ante la diputación federal.

    Continuar leyendo