Ahora que la candidata del presidente a sucederlo se colgó del feminicidio de Ariadna, hay que recordar que en aquellos famosos “100 Compromisos” de su jefe el presidente, cuando tomó posesión en 2018, ninguno se refiere a apoyos para las mujeres.

Y que en el Presupuesto de la CDMX para 2022, Claudia Sheinbaum se aprobó 206 mil millones de pesos para la promoción y difusión de sus acciones gubernamentales, que es el doble del dinero que aprobó para acciones en favor de las mujeres.

Se entiende entonces que la capital sea el cuarto estado con más feminicidios en el país, sólo superado por el estado de México (gobernado por el priista Alfredo del Mazo), Nuevo León (Samuel García, de MC) y Veracruz (el morenista Cuitláhuac García).

Vamos, sólo en el primer semestre de 2022, mataron con saña a 45 mujeres en la CDMX: o sea, las asesinaron por odio y sólo por su condición de mujeres. Pero, de pronto, la Jefa de Gobierno se interesa en el crimen de la joven Ariadna López.

Sin embargo, le quitó 81 millones 43 mil 422 pesos a los 11 programas que tiene de atención a las mujeres: en 2021 les había dado 286 millones 876 mil 598 pesos, pero para 2022 les aprobó 205 millones 833 mil 176 pesos. Y los mayores recortes fueron en prevención de la violencia.

También le metió tijera a los recursos para las organizaciones civiles que presentan proyectos para impulsar el desarrollo de las mujeres en la CDMX: de siete millones de pesos en 2021, se los dejó en cinco millones para 2022.

Así que, sobre el grupo político que hoy gobierna, hay que insistir en lo mal que le ha pagado a las mujeres en general (y las de los movimientos feministas en particular), pues ellas votaron abrumadoramente por el actual presidente (27 por ciento).

Por ejemplo, el Presupuesto Federal para 2023, dio 346 mil 77 millones de pesos para la atención de las mujeres, pero sólo siete por ciento de ese dinero será para la atención de la violencia, aunque matan a 11 diarias: el 92 por ciento es para temas políticos.

Las propias mujeres del gobierno justifican los recortes. Olga Sánchez les pide ser “comprensivas con esta situación de crisis económica que vivimos en el país”. Ajá, pero al tren de Dos Bocas le dan 789 mil millones.

Y de enero a agosto mataron a 600 mujeres con signos de violencia sexual, lesiones, mutilaciones infamantes o degradantes; además de mil 905 asesinadas en homicidios dolosos.

Ojalá que el interés de la jefa de Gobierno en el caso de Ariadna, signifique que ahora sí va a trabajar por las mujeres.

Que no sea flor de un día.