¿Eutanasia al aeropuerto de Mancera?


carlos-marin1

Carlos MarínEl asalto a la razón

Es incomprensible que la física y doctorada en ingeniería energética por la UNAM Claudia Sheinbaum anticipe la muerte de una planta de procesamiento de basura que representa lo que la jefa electa de Gobierno de Ciudad de México soñaba como secretaria del Medio Ambiente, durante la gestión capitalina de Andrés Manuel López Obrador, hace tres lustros.

Es incomprensible que la física y doctorada en ingeniería energética por la UNAM Claudia Sheinbaum anticipe la muerte de una planta de procesamiento de basura que representa lo que la jefa electa de Gobierno de Ciudad de México soñaba como secretaria del Medio Ambiente, durante la gestión capitalina de Andrés Manuel López Obrador, hace tres lustros.

Se trata de la Planta de Termovalorización y Biodigestión comprometida por sus antecesores Miguel Ángel Mancera y José Ramón Amieva, que a partir de 2020 puede ahorrar al erario local tres mil millones de pesos al año: mil quinientos de pago al Edomex por tirar en su territorio la basura y otro tanto a la CFE por la energía con que se mueve el Metro.

Con cerca de 12 mil millones de pesos de inversión, en tristes cuatro años se recuperaría esa cantidad.

En julio de 2004, Claudia presentó su Estrategia local de acción climática del DF, que contemplaba las opciones de mitigación de gases de efecto invernadero generados por los desperdicios y la producción de electricidad a partir de la basura.

Conviene, pues, que la doctora retome y honre su propio proyecto.

  1. Tres poderes: prueba superada

    A la vista del acto en que Luis María Aguilar, el ministro que preside la Suprema Corte de Justicia, rindió su último informe, todo parece indicar que el ominoso sainete verbal de dos de los poderes de la Unión contra el Judicial Federal ha quedado atrás.

    Continuar leyendo