Testimonios del desastre cubano

carlos-marin1

Carlos MarínEl asalto a la razón

¿Qué tiene que ver el bloqueo estadunidense con el trato que la tiranía cubana les da a sus sometidos…?

Las movilizaciones en Cuba contra la dictadura fueron alentadas boca a boca y a través de las redes sociales. Los primeros tuits que salpicaron el ciberespacio comenzaron como chipichipi que, cuando el gobierno reparó en que se había vuelto tormenta, le bajó el switch al internet en toda la isla. Por el querido Roberto López, gran periodista de MILENIO, me enteré de que la arreglista y cantante Haydée, la hija de Pablo Milanés, había subido este tuit: El pueblo cubano se ha expresado y ha salido pacíficamente a la calle con sus demandas.

El gobierno tiene la obligación de escucharlo. Es inadmisible que las autoridades estén convocando a un enfrentamiento entre cubanos. Basta ya de represión, basta ya de violencia!!!

La conocí en México y armamos dos o tres programas de El Asalto… musical de los viernes. Quise hablar por teléfono con ella, pero no hay manera. Platicamos por WhatsApp y su pesar se resume en esta frase que me escribió: “Estoy desolada…”.

Su nombre le fue impuesto en recuerdo de una buena amiga de su padre: Haydée Santamaría, la célebre guerrillera que participó en el asalto al cuartel Moncada (1953), cuyo hermano Abel y su compañero Boris Luis Santa Coloma murieron torturados por el ejército de Batista, como lo comprobó cuando, para intentar que hablara, le mostraron los ojos de Abel y los testículos de su novio (aquí di la versión que tuve a los pocos días de su suicidio, pero también está la de algunos de sus camaradas: que se dio un balazo el conmemorativo 26 de julio de 1980).

En respuesta al mensaje de Haydée Milanés, Jorge, @BURUMBA2000, tuiteó: Así es habla ya son 62 años y el resultado, hambre, miseria, calamidades, PARA EL PUEBLO CUBANO, todo fue mentira, no hay intenciones de darles un mejor porvenir a ese pueblo cansado.

Y siguieron muchos otros, replicándole también a @PresiudenciaCuba y @DiazCanelB, como éste de @jcarrillo906: Tienen que parar la violencia y la represión, así no se construye ni revolución ni socialismo. O el de @olga­_omiranda4: Bravo Haydée, siempre has puesto tu voz para aquellos que NO la tienen. Eres valiente y por ello recibe todo mi reconocimiento.

Entre los mensajes, uno de @JimenezEnoa con imágenes que sobresaltan subido en Instagram quién sabe mediante qué recurso técnico al amanecer cubano: Me acaban de pasar estas fotos.

Son de la periferia de La Habana donde las tropas antimotines y “los revolucionarios” con palos en las manos han tomado las calles e impiden que la gente salga. #SOSCuba. Y se ve a una veintena de jóvenes esbeltos y de pie, con cubrebocas y garrotes, calzando botines de goma idénticos a los de un policía que porta un fusil y un antimotines equipado como Robocop que les pasan revista.

En otras fotos, hileras de granaderos como ese caminan sobre el arroyo en ambos lados de la calle ante la mirada de civiles azorados. ¿Qué tiene que ver el bloqueo estadunidense con el trato que la tiranía cubana les da a sus sometidos…?

Menú de accesibilidad