Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Banxico llegando al fin de ciclo de bajas

joaquin-lopezdoriga-jr1

Joaquín López-Dóriga OstolazaSin Fronteras

El día de hoy Banco de México (Banxico) dará a conocer su séptima decisión de política monetaria del año

El día de hoy Banco de México (Banxico) dará a conocer su séptima decisión de política monetaria del año. La mayoría de los especialistas espera que Banxico recortará la tasa de interés de referencia en un cuarto de punto para ubicarla en 4.25 por ciento.

Dicha expectativa también está reflejada en el mercado ya que la tasa de los Cetes a 28 días se ubicó en 4.25% en la última subasta semanal de valores llevada a cabo el martes. Sin embargo, la atención del mercado estará puesta en el tono del comunicado de prensa buscando indicaciones sobre el inminente fin del ciclo de recortes en la tasa de interés de referencia.

Entre los especialistas el consenso es que Banxico podría concluir hoy mismo este ciclo que comenzó en agosto del 2019 cuando la tasa se ubicaba 8.25 por ciento.

La mediana de expectativas para la tasa de fondeo de fin de año en la edición más recientes de la Encuesta Citibanamex de Expectativas se ubica en 4.25% mientras que en la Encuesta sobre las Expectativas de los Especialistas en Economía del Sector Privado publicada por Banxico se ubica en 4.23 por ciento.

Sin embargo, en el caso de la Encuesta Citibanamex el desglose de las expectativas arroja que casi la mitad de los encuestados espera por lo menos un recorte adicional antes de fin de año que dejaría la tasa de fondeo en 4.0 por ciento.

Aunque es posible que Banxico deje la puerta abierta para un recorte adicional, la realidad es que el reciente repunte en la inflación —tanto general como subyacente— debería ser un factor decisivo para que Banxico concluya su ciclo de baja en tasas hoy mismo.

La tasa anual de inflación general ha pasado de un mínimo de 2.15% en abril a 4.05% al cierre de agosto mientras que la subyacente se ubicó en 3.97 por ciento. Este fenómeno se da en medio de una ausencia total de presiones por el lado de la demanda ante el desplome en la actividad económica provocado por la pandemia.

Aunque el mandato único de Banxico es el de la estabilidad de precios, la institución parece estar adoptando una postura más tolerante con la inflación tomando en cuenta la debacle económica que atraviesa nuestro país y la ausencia total de medidas fiscales contracíclicas.

Esta postura más tolerante puede estar relacionada con el hecho de que las expectativas de inflación de mediano y largo plazo se han mantenido relativamente estables a pesar del repunte en la inflación observado en los meses recientes.

Asimismo, la fuerte recuperación del peso frente al dólar y la reactivación de las cadenas de suministro a nivel global podrían fortalecer la tesis de que el repunte inflacionario es algo transitorio.

De cualquier manera, la combinación de los recortes en la tasa de fondeo (incluyendo el de un cuarto de punto esperado hoy) y el aumento en la inflación anual de los últimos meses ha llevado a la tasa de interés en términos reales (es decir la tasa nominal menos la inflación) de 3.85% en abril a 0.20% con lo que la tasa real se ubicaría por debajo de la parte media del rango histórico entre 0 y 2% observado entre el 2001 y el 2017.

Aunque es verdad que en entre el 2014 y el 2016 hubo algunos meses con tasa reales negativas —la tasa nominal de referencia se mantuvo en 3% entre junio del 2014 y diciembre del 2015— en aquel momento la inflación mantenía una clara trayectoria a la baja.

En este contexto, es posible que el tono del comunicado de Banxico deje la puerta abierta para un recorte adicional, aunque en la opinión de este columnista el ciclo de baja en tasas debería concluir ya.

Menú de accesibilidad