Rechazan prisión domiciliaria a Murillo Karam; continuará en torre médica de Tepepan
Fotografía de archivo del exprocurador Jesús Murillo Karam. EFE/Sáshenka Gutiérrez

Un juez federal negó conceder  el cambio de medida cautelar a Jesús Murillo Karam a prisión domiciliaria por lo que continuará detenido en la torre médica del penal de Tepepan.

Tras una audiencia que se prologó hasta las primeras horas de este viernes, el juez determinó que no procedía la petición de la defensa del exprocurador de que se modificara la prisión preventiva por domiciliaria debido a los problemas de salud que presenta.

En caso de que el juez le hubiera concedido el cambio,  Murillo Karam habría regresado, de manera inmediata, a su domicilio.

Jesús Murillo Karam, exprocurador General de la República, solicitará enfrentar su proceso en prisión preventiva domiciliaria debido a su estado de salud.

La audiencia de cambio de medida cautelar estaba programada para iniciar a las 18:00 h en el Centro de Justicia Penal Federal del reclusorio Norte.

Murillo Karam participaría en videoconferencia desde la Torre Médica del penal de Tepepan, en Tlalpan, donde recibe tratamiento médico tras su última hospitalización.

Desde su vinculación a proceso el pasado mes de agosto, el exfuncionario federal ha sido hospitalizado seis veces.

Abogados del exprocurador afirman que este padece enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), hipertensión arterial sintética e insuficiencia vascular cerebral, por lo que requiere monitoreo médico “prácticamente las 24 horas” y necesita permanecer en tratamiento y vigilancia médica.

El exprocurador está acusado de ser uno de los fabricantes de la “verdad histórica”, una versión del Gobierno de Enrique Peña Nieto que afirmaba que policías corruptos detuvieron a los estudiantes y los entregaron al cartel Guerreros Unidos, que los asesinó e incineró en un basurero en el sureño estado de Guerrero.

La Comisión de la Verdad y el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador han rechazado esa “verdad histórica” al concluir que no fue posible que los hayan quemado ahí y que, incluso, varios estudiantes permanecieron vivos por días después del hecho.

Dos jueces federales se declararon incompetentes el pasado 11 de octubre para procesar las demandas de garantías promovidas por la presunta detención ilegal, vinculación a proceso y la medida cautelar de prisión preventiva justificada en contra de Murillo Karam.

Ante el estado de salud del exprocurador federal el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Zacatecas, Arturo Nahle García, solicitó a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) intervenir en el caso para cambiar la medida cautelar de prisión preventiva justificada.

Con información de López-Dóriga Digital y  Milenio