Onésimo Cepeda, obispo emérito de Ecatepec, intubado por COVID-19
Onésimo Cepeda, obispo emérito de Ecatepec. Foto de Notimex / Archivo.

Onésimo Cepeda, obispo emérito de Ecatepec, fue intubado por complicaciones derivadas de COVID-19, confirmó la Conferencia del Episcopado Mexicano.

El obispo en funciones de la Diócesis de Ecatepec, Roberto Domínguez, detalló, en un documento enviado a los sacerdotes de la comunidad pastoral, que Cepeda Silva, de 84 años, había sido conectado a un respirador artificial.

Agregó que el estado del obispo emérito es reportado como estable.

Tanto el obispo en funciones de Ecatepec como Ramón Castro Castro, Secretario General de la Conferencia del Episcopado, pidieron a fieles y religiosos a orar por la Salud del también exaspirante a diputado local por Ecatepec por el partido “Fuerza por México” en las elecciones de 2021.

“Unámonos en oraciones por él y por todos los que sufren esta enfermedad, por sus familias, esperando tengan pronta recuperación. Pidamos la intercesión de Nuestra Señora de Guadalupe, salud de los enfermos, por la salud y fortaleza de nuestro obispo emérito. En caso de alguna otra noticia les mantendré informados”, escribió Óscar Roberto Domínguez.

Cabe recordar que Cepeda no es el primer líder religioso en ser intubado por COVID-19; también pasó Norberto Rivera, arzobispo primado emérito de México.

Onésimo Cepeda se retiró de la Diócesis de Ecatepec en mayo de 2010 al cumplir 75 años, edad obligatoria para jubilarse.

Al anunciar su retiro afirmó ser un “obispo rico sirviendo a los pobres” y aseguró que en sus 17 años como obispo nunca vivió de la Iglesia, toda vez que tenía de qué vivir por haber fundado Grupo Inbursa junto a Carlos Slim.

Con información de López-Dóriga Digital