Dr. Francisco Moreno: Ómicron es muestra de que pandemia no termina por decreto o cansancio
Foto de EFE

Francisco Moreno, médico infectólogo e internista del Hospital ABC de la CDMX, dejó en claro que la aparición de la variante ómicron de COVID-19 es un recordatorio de que la pandemia no ha terminado, por lo que instó a no bajar la guardia y seguirse con los cuidados sanitarios en este periodo invernal.

En entrevista con Joaquín López-Dóriga en Radio Fórmula, Moreno Sánchez aseveró que las pandemias no terminan por decreto ni por cansancio, por lo que criticó eventos como el realizado en el Zócalo de la Ciudad de México el pasado 1 de diciembre, donde se congregaron 250 mil personas en el informe trimestral del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Hay que entender que la aparición de ómicron es un recuerdo de que la pandemia no ha terminado por decreto y tampoco termina por cansancio”, dijo.

“Afortunadamente, lo que sí sabemos de ómicron es que es un virus respiratorio, y que las medidas para protegerte de alfa, de beta, de gama, de delta, son las mismas que vas a usar para protegerte de ómicron. Debemos mantener medidas de protección en una manera alta y dará la impresión de que en ciertos lugares la pandemia por decreto ya desapareció”, explicó.

Desafortunadamente vimos el Zócalo lleno, no solo se ponen en riesgo las personas que fueron al Zócalo sino todos quienes van a estar en contacto con esas personas; por eso este invierno hay que tratar de cuidarnos para evitar tragedias familiares y situaciones tristes que hemos visto en estos dos años”, afirmó.

La Secretaría de Salud federal detectó el primer caso de la variante ómicron del coronavirus en México, el cual se trata de una persona proveniente de Sudáfrica que ingresó en un hospital con síntomas de COVID-19.

Preocuparse primero por variante delta antes que ómicron

El médico infectólogo del Hospital ABC explicó que en este momento el principal problema por el cual debemos preocuparnos en México son los contagios y muertes ocasionados por la variante delta.

Hay que entender que ahorita el problema que estamos teniendo en México sigue siendo delta, una población vacunada con las dosis competas en 50 por cieno y ya se requieren terceras dosis porque así lo demuestran los estudios. Más que preocuparse por ómicron hay que preocuparse por lo que hay que es delta”, indicó.

Dijo que todavía falta por conocerse mucha información de ómicron, el cual incluso puede llegar a ser un nuevo coronavirus, el SARS -CoV-3.

Ómicron va a ser un problema las próximas semanas pero aún quedan muchas preguntas en cuanto a qué tan agresiva puede ser. En sí es una variante del SARS -CoV-2 la más diferente de todas, la que más mutaciones tiene en relación a la original parecería que fuera una variación de un nuevo coronavirus, podría ser un SARS -CoV-3, así de diferente se ve en cuanto al linaje que se presenta”, anotó.

“No hay que asustarnos por ómicron, hay que preocuparnos por delta porque han subido los contagios en México y por la lenta vacunación no tenemos una población altamente vacunada. Nos queda un invierno en donde otra vez hay que cuidarnos”, prosiguió.

Advierte riesgo de que la gente pierda inmunidad ante tardanza en vacunación

El doctor Francisco Moreno alertó que se corre el riesgo de que la población mexicana pierda inmunidad ante la tardanza de la aplicación de las vacunas por parte del Gobierno Federal.

“La vacuna es un derecho de todos y aquí daría la impresión de que es ‘voy a vacunar cuando quiero y a quien yo quiero’. No se ha abierto la vacunación a niños menores de 15 años y en el mundo ya se está vacunando a niños de cinco años en adelante. Se habla de un 83 por ciento de la población vacunada pero nada más toman a los mayores de 18 años”, mencionó.

El programa nacional de vacunación parece no existir, no cambiar, no modificarse y si no se abre la vacunación a todos los sectores la gente va a perder inmunidad. Ponen tan pocas vacunas, que va a haber más gente que pierda inmunidad por el tiempo que las que se están vacunando nuevamente” añadió.

Declaró que México se comporta como un país que no tiene acceso a las vacunas ante la tardanza en la inmunización, cuando es todo lo contrario: el Gobierno tiene una reserva de más de 40 millones de dosis listas para ser aplicadas.

“Nos estamos comportando como un país muy pobre, en la vacunación nos estamos comportando como país que tienen la mínima capacidad de adquirir vacunas”, consideró

“Lo que necesitamos es certidumbre, con la aparición de ómicron estamos en un periodo de mucha incertidumbre, no sabemos qué va a ser de esta variante. Necesitamos certidumbre, no que nos digan ‘en este mes’, sino que nos digan cómo, cuándo, qué vacuna, porque es nuestro derecho y es nuestra salud. ¿Por qué no hay programas de vacunación en donde realmente la mayor parte de la población esté protegida?”, planteó.

Ya con la variante delta la aplicación de un sola dosis no es suficiente. incluso en EE.UU. se ha comentado que probablemente el esquema completo sea de tres dosis, entonces aquellos que tienen una sola dosis y que por alguna razón no llega a su municipio siguen estando desprotegidos. Hablamos de que la mitad de la población mexicana no está protegida en materia de vacunas, entonces es muy triste suponer que hay muchas vacunas y no se aplican”, finalizó.

Con información de López-Dóriga Digital