Trump elige a Mark Esper como nuevo jefe del Pentágono

Trump elige a Mark Esper como nuevo jefe del Pentágono - Mark Esper Estados Unidos
Mark Esper. U.S. Army/Davide Dalla Massara

 Mark Esper, al que Donald Trump eligió en sustitución de Shanahan, es un exmilitar convertido en un ejecutivo de la industria de la Defensa

El jefe del Pentágono, Mark Esper, al que el presidente Donald Trump eligió este martes en sustitución de Patrick Shanahan, es un exmilitar convertido en un ejecutivo de la industria de la Defensa.

“¡Conozco a Mark y estoy seguro de que hará un trabajo fantástico!”, declaró el presidente en Twitter tras nombrarlo secretario de Defensa interino.

A diferencia de su predecesor, que no tenía ninguna experiencia militar, Esper, de 55 años, combatió en Irak durante la guerra del Golfo en 1991. Formaba parte de la célebre 101ª división aerotransportada estadounidense, distinguida hace poco durante las conmemoraciones del 75° aniversario del desembarco de Normandía.

Conoce bien al jefe de la diplomacia, Mike Pompeo, con el que estudió en la prestigiosa academia militar de West Point, donde ambos consiguieron su diploma en 1986.

Asesoró a varios senadores estadounidenses, entre ellos el republicano Chuck Hagel, que se convirtió luego en Secretario de Defensa.

Esper llevaba siete años trabajando como ejecutivo en el grupo de Defensa Raytheon, cuando el presidente estadounidense lo eligió en 2017 para ser secretario del ejército de tierra.

Desde entonces, ese hombre callado, casado y padre de tres hijos adultos, recorre incansablemente las universidades estadounidenses para intentar reclutar a jóvenes preparados para servir en un ejército con un componente cada vez más tecnológico. Una tarea difícil en un momento en que las fuerzas estadounidenses luchan en Afganistán, Siria, Irak y África.

Otro interino

Esper también se encargaba de equipar y formar al ejército de tierra, que tiene 1.4 millones de hombres y mujeres.

Su nombre circuló entre los posibles sustitutos del exgeneral de los marines Jim Mattis, tras su inesperada dimisión en septiembre.

El nombramiento de Esper al frente del Pentágono se debe a la sorprendente retirada de la candidatura de Shanahan por motivos familiares. Con su llegada, el Pentágono podría seguir aún meses sin un secretario de Defensa titular, en pleno auge de las tensiones con Irán.

“Nuestra defensa nacional necesita a un secretario de Defensa titular cuanto antes”, afirmó el presidente del Comité de las Fuerzas Armadas de la Cámara de Representantes, Adam Smith, que celebró el nombramiento de Esper.

“De confirmarse esa elección, estoy convencido de que Esper será capaz de desarrollar la estrategia nacional de defensa sin ninguna influencia exterior ni consideraciones políticas”, añadió en un comunicado.

Con información de AFP

Defensadonald trumpEstados UnidosMark Esperpentágono