Toxicidad y política del miedo en debate sobre migración se han intensificado: ONU
Personas migrantes de origen venezolano, incluidos niños, descansan en un refugio temporal, en Ciudad de Panamá, Panamá. Foto de EFE

La Organización Internacional de Migraciones (OIM), dependiente de la ONU, alertó este lunes de que la toxicidad y la política del miedo en el debate sobre la migración “se han intensificado“.

Así lo aseguró la jefa de la misión de la OIM en España, María Jesús Herrera, en el encuentro internacional sobre “Comunicación ética sobre la migración en los medios de comunicación” que se inauguró en la sede de Casa África en Las Palmas de Gran Canaria (Islas Canarias, Atlántico).

Herrera destacó el papel “fundamental” de los medios de comunicación para informar sobre este fenómeno con una perspectiva de Derechos Humanos y sin estereotipos, pero apuntó asimismo que la desinformación y la politización “alarmante” muestran que las situaciones y los fenómenos migratorios “son incontrolables, pero no es cierto”.

“La OIM tiene la obligación de desmitificar la complejidad de los movimientos y permanecer alerta ante la estigmatizacion de migrantes, refugiados y solicitantes de asilo. La narrativa estigmatizadora entorpece los esfuerzos de lograr la plena inclusión de los migrantes”, dijo.

“Este discurso antimigratorio no era tan contundente ni estaba tan mezclado en discursos políticos hace unas décadas”, reflexionó, e insistió en que “los migrantes son fuentes de dinamismo en todo el mundo.

Herrera recordó que actualmente hay 281 millones de migrantes en el mundo, es decir, solo el 3.6 por ciento de la población mundial, “pese a que parece que el mundo se mueve de una forma no contenida”.

Apuntó que, a menudo, “se da por sentado o se pasa por alto” lo que los migrantes aportan a la sociedad.

Por su parte, la responsable de atención migratoria en el Gobierno español, Miriam Benterrak, apostó por la “visión social”, así como por no politizar esta cuestión porque “se trata de derechos humanos”, e insistió en hacer pedagogía con los datos y las historias de las personas para acabar con el discurso xenófobo.

Con información de EFE