Grandes maldiciones del deporte
Liga de béisbol en Miami

Este martes se juega el partido decisivo de la Serie Mundial de beisbol, que de ganar los Cachorros de Chicago acabaría con una de las maldiciones más largas y conocidas en la historia del deporte, y significaría su primer campeonato desde 1908.

Sin embargo, existen otras maldiciones que también parecen perseguir a sus propios equipos, aquí algunas de las más importantes.

Maldición de Steve Bartman

En el sexto juego de Serie de Campeonato de la Liga Nacional del 2003, los Cachorros de Chicago ganaban 3-0 en la octava entrada ante los Marlins de Florida. La pizarra indicaba un out cuando Luis Castillo bateó una pelota de foul. El jardinero de Chicago, Moisés Alou, se dirigió hacia una barda del estadio para sacar el out pero un aficionado de los Cachorros, Steve Bartman, metió la mano y prácticamente arrebató de la manopla la pelota, lo que molestó mucho a Alou.

Después de esa acción, los Marlins anotaron ocho carreras en esa entrada para terminar ganando el sexto juego, 8-3, y luego eliminaron a los Cachorros en el séptimo duelo. En la Serie  Mundial, Florida venció a los Yankees de Nueva York.

Maldición de Billy la Cabra (Cachorros de Chicago)

El año de 1945 parecía ser un buen año para los Cachorros, en el que acabarían con una sequía de 37 años sin ganar una Serie Mundial. Al cuarto partido de la serie, donde enfrentaban a los Tigres de Detroit, acudió un hombre llamado William Sianis, junto con su cabra, Billy.

Foto de Internet
Foto de Internet

Una de las versiones de la historia, la más aceptada, narra que Sianis había comprado un boleto para su cabra, la cual entró como cualquier espectador a Wrigley Field, estadio de los Cachorros, pero su olor molestó a los espectadores, por lo que el personal del campo les pidió que abandonaran el lugar. Sianis, molestó, dijo que los Cachorros “nunca volverán a ganar una Serie Mundial”.

Posteriormente, la familia de Sianis comentó que el hombre llegó a mandarle un telegrama al dueño del equipo, comentando “Vas a perder esta Serie Mundial y no ganarás una Serie Mundial otra vez. No vas a ganar una una Serie Mundial porque insultaste a mi cabra”.

Los Cachorros tardarían 71 años más hasta volver a la Serie Mundial este año.

Maldición de Béla Guttmann (Benfica)

Mucha gente no conoce a Bela Guttmann, sin embargo su maldición, que persigue al Benfica durante más de medio siglo, es otra de las más conocidas del deporte.

El entrenador austro-hungaro llevó a los portugueses, con Eusebio como nombre principal, llegó a ganar la final de la Copa Europea en dos ocasiones, venciendo al Barcelona en 1961 y al Real Madrid de Di Stéfano en 1962.

Foto de Internet
Foto de Internet

Debido al éxito internacional, Guttmann decidió pedir un aumento en su sueldo, sin embargo, en lugar de concedérselo, la directiva decidió rechazar la idea y despedirlo. Ante esto, Guntham declaró “estoy vacío. Sin mí, el Benfica no ganará un título europeo en 100 años”,

El Benfica perdería al año siguiente la final ante Milán, así como más de 8 finales continentales desde entonces, y pese a la colocación de una escultura de bronce del entrenador frente al Estadio Da Luz, los portugueses continúan sin celebrar en una final.

Maldición del Bambino (Red Sox)

Los Medias Rojas de Boston pasaron 84 años sin ganar una Serie Mundial hasta 2004, luego de que decidieran vender a su mayor estrella en el momento, y una de las grandes leyendas del deporte, Babe Ruth.

Foto de Internet
Foto de Internet

Babe Ruth pasó a formar parte de los Yankees de Nueva York, con quien ganó cuatro Series Mundiales, en 1923, 1927,1928 y 1938.

Por otro lado, los Medias Rojas, hasta entonces uno de los grandes ganadores de la MLB, tuvieron que esperar hasta el cambio de milenio para volver a celebrar un campeonato.

Maldición de la Virgen de Jujuy (Selección Argentina)

Una de las razones esgrimidas por los argentinos por la que no han ganado una Copa del Mundo está relacionada con las promesas realizadas a la Virgen de Jujuy.

Foto de Internet
Foto de Internet

De acuerdo a la historia, el equipo que participó en el Mundial de México 1986 viajo a dicho poblado para pedirle a la virgen que le ayudara a ganar la Copa, prometiéndole regresar con el trofeo en caso de ganar.

El equipo sudamericano efectivamente se consagró campeón, sin embargo rompieron la promesa, y no han ganado desde entonces.

Maldición de Dutton (New York Rangers)

La NHL cuenta con su propia maldición, la cual afectó a los New York Rangers entre 1940, última vez que ganaron la Copa Stanley, hasta 1994.

Foto de Internet
Foto de Internet

La versión más popular de la maldición señaló que la maldición comenzó al terminar de pagarse la hipoteca por  la construcción del Madison Square Garden, construido en 1925.

El equipo decidió celebrar quemando los papeles de la hipoteca dentro de la Copa, considerada sagrada por varios seguidores del deporte, por lo que no volverían a ganar en los siguientes 54 años.

Por Juan Castro