El actual Dalai Lama podría ser el último
Internet

En entrevista con la BBC, el líder espiritual del Tibet recordó que el título de Dalai Lama perdió toda su responsabilidad política.

Confesó que el título de Dalai Lama debería acabar “en tiempos de uno popular” para prevenir la injerencia del gobierno de China en la elección de su sucesor.

“No hay garantía de que mi sucesor no sea un Dalai Lama estúpido, que traiga desgracia a sí mismo. Eso sería muy triste. Así que es mejor que esta tradición pare en tiempos de un Dalai Lama popular”.

Sin embargo, aceptó que esa decisión se encuentra en manos del pueblo tibetano.

En 2011, todas sus atribuciones fueron cedidas al líder electo del Tibet en el exilio, Lobsang Sangay. Esta medida fue implementada para escapar del control que China busca imponer en la región.

En 1995, el líder espiritual designó a un niño como Panchen Lama, la figura encargada de la elección del próximo Dalai Lama. Sin embargo, China rechazó la elección y colocó a su propio candidato. Desde entonces, el paradero del niño elegido por el Dalai Lama se desconoce.

Con información de BBC