Corea del Norte mandará enviado especial a Rusia
Foto de AP

Kim Jong Un, líder de Corea del Norte, dijo este viernes que mandará pronto un enviado especial a Rusia para un viaje que se espera esté centrado en fortalecer los vínculos entre los dos países.

La Agencia de Noticias Central Coreana, controlada por el gobierno, anunció el viaje del emisario, Choe Ryong Hae, pero no precisó ni la fecha ni el propósito de la misión.

Rusia y Corea del Norte mantienen vínculos cordiales, aunque no tan estrechos como en la era soviética, cuando Moscú suministraba considerable ayuda y apoyo a Pyongyang.

Unas mejores relaciones con Rusia podrían suponer un impulso económico muy necesario para Corea del Norte en un momento en que los lazos con China — su aliado más antiguo y principal fuente de ayudas — no son tan fuertes como en el pasado. Beijing se enfadó cuando Pyongyang elevó las tensiones el año pasado con su tercer ensayo nuclear y un torrente de amenazas de ataques nucleares contra Seúl y Washington. China ha respaldado el endurecimiento de las sanciones de Naciones Unidas y tomó medidas enérgicas contra la actividad bancaria de Corea del Norte.

Rusia, por su parte, ha estado tratando de reforzar sus vínculos con el hermético país dentro de sus esfuerzos a largo plazo para fortalecer su papel en Asia.

“Rusia podría estar buscando ampliar su influencia en el lejano oriente ante el empeoramiento de sus relaciones con Occidente por la situación en Ucrania”, dijo Koh Yu-hwan, un experto en Corea del Norte de la Universidad Dongguk de Seúl.

Dijo que Choe podría discutir proyectos económicos, como la construcción de vías ferroviarias transfronterizas.

Choe, funcionario de alto rango del Partido de los Trabajadores, es considerado un colaborador cercano de Kim. Visitó Beijing el año pasado como enviado especial de Kim y se entrevistó con el presidente chino, Xi Jinping, a quien dijo que Pyongyang tomaría medidas para reanudar las conversaciones de desarme nuclear que están paralizadas.

Choe también formó parte de la delegación de alto perfil que visitó Corea de Sur a principios de octubre y acordó reanudar el diálogo de alto nivel. Las conversaciones, sin embargo, no se han retomado en medio de la tensión generada por los folletos de propaganda que activistas surcoreanos envían al otro lado de la frontera.

Con información de AP