Minuto a Minuto

Internacional Trump propone una liga de lucha al estilo UFC compuesta por migrantes “violentos”
Trump dijo que le había sugerido a su amigo Dana White, presidente de la UFC, crear una competencia dedicada a migrantes
Nacional Tribunal de Apelación ratifica liberación de hermano de ‘ El Mencho ‘
Un Tribunal de Apelación confirmó el auto de libertad a Abraham "N", hermano de Nemesio Oseguera Cervantes 'El Mencho', líder del CJNG
Nacional Alcalde de Santiago, Nuevo León, pide que se emitan declaratorias de emergencia y desastre por lluvias
El presidente municipal de Santiago, en Nuevo León, mostró los efectos que han dejado las lluvias de los últimos días.
Internacional Una persona muerta por derrumbe de una vivienda en Cuba
Las intensas lluvias y las precarias condiciones de construcción en Cuba, especialmente en La Habana, son la causa de los derrumbes
Internacional Gobierno de Bolivia acusa a Evo Morales de buscar una “crisis estructural” con bloqueos
La ministra de la Presidencia, María Nela Prada, señaló a Evo Morales por pretender "generar un escenario de crisis estructural"

“Nunca vi a nadie doblarse como Ebrard”, dijo Trump después que el excanciller le aceptó convertir a México en sala de espera de Estados Unidos. Ayer, Morena dobló a Ebrard con un papelucho de buenas intenciones, pero machacándole en la cara que su derrota fue legal.

Luego de un par de meses de amenazas de irse del partido gobernante, y dar a entender que se iba a Movimiento Ciudadano, Ebrard terminó ayer de deshojar la margarita: “Me quedo, por qué tirar lo que hice en 24 años. Al final me entendí con Claudia Sheinbaum”.

En cambio, una mujer, Malú Micher, renunció a Morena, tras haber sido la jefa de precampaña de Ebrard y defenderlo a golpes, cuando en un acto de campaña la gente de Sheinbaum la lesionó a trancazos. Pero hoy Ebrard se “entendió” con Sheinbaum. Eso lo retrata bien.

La de Ebrard es una historia de dobleces. El ex secretario de Estado Mike Pompeo escribió que Ebrard aceptó a México como sala de espera de deportados por Estados Unidos, y ocultar el acuerdo a los ciudadanos mexicanos.

Ebrard cedió al pedido, pero a condición de que el acuerdo entre los dos gobiernos fuera en secreto. Pompeo le contestó a Ebrard: “Mira, me vale un bledo lo que digas. Lo que sea que te ayude internamente, es cuestión tuya”.

Antes, Trump había revelado en un acto público que dobló a Ebrard como “nunca había visto a alguien doblarse”, cuando el entonces canciller aceptó el programa Quédate en México:

“Entra Ebrard a mi oficina y se ríe de mí cuando le digo: ‘Necesitamos 28 mil soldados en la frontera, gratis’. Me miró y me dijo algo como ‘¿Desplegar soldados, gratis?’ ‘¿Por qué haríamos eso en México?’ Le dije: ‘necesitamos algo llamado ‘Quédate en México’”.

“Entonces él me miró y me dijo: ‘¡Señor: será un honor tener 28 mil soldados en la frontera! ¡Será un honor tener ‘Quédate en el Maldito México’! ¡Queremos tener ‘Quédate en México!’”

Así que, esto de quedarse en Morena se esperaba. Ebrard tiene una larguísima historia de abyección ante el hoy mandatario, desde que en el 2000 declinó su postulación para jefe de Gobierno por Centro Democrático, en favor del hoy presidente.

Y en 2012 también se abrió ante el actual mandatario, pues ganó en dos de las tres preguntas divulgadas para definir al candidato presidencial del PRD:

—En la primera: ¿Cuál es su opinión respecto a…? Ebrard ganó con diferencia de 8.97 puntos, según la encuestadora NODO, y por 4.60, según Covarrubias.

—En la segunda: Si los candidatos a la presidencia en el 2012 fueran los siguientes ¿usted por quién votaría?; AMLO aventajó por 9.20 puntos en NODO y 9.65 en Covarrubias.

Siempre se dobla.