Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

No sé para el Presidente, pero sí para el país

JoaquinLDV4-BW

Joaquín López-DórigaEn Privado

Son días difíciles para el país aunque, por las expresiones del presidente López Obrador, para él no. Pero lo serán si todo se concatena

Al crecer, en la vida, podemos ganar mucho, pero perder más. Florestán.

Estos son días difíciles para el país, no sé si para el presidente también, cuando se suman graves conflictos estructurales.

Inicio con el peor, con esa realidad que desmiente al discurso oficial: la pandemia de COVID-19, hoy fuera de control, al alza en niveles no vistos, con hospitales saturados y con escasez de camas con ventilador y al borde del colapso sanitario.

Luego la consecuencia: la peor crisis económica que nos llevará, si no se sale de las manos el rebrote, por lo menos hasta 2023 el volver a los niveles del primer trimestre de 2018. Y eso si se cumplen las optimistas previsiones oficiales de crecer 4.5 por ciento en 2021 y otro tanto en 2022.

De ahí paso a la iniciativa oficial de reformar la Ley del Banco de México para abrir la puerta dólares de origen oscuro, el riesgo para las reservas, más de 194 mil tentadores millones de dólares, y el golpe a su autonomía, aprobada el miércoles en el Senado y que llevó a la Asociación Mexicana de Bancos a reaccionar hasta el domingo con un débil comunicado contra esas modificaciones que los diputados sacarán hoy sin tocarle una coma.

Agrego el duro reclamo del Departamento de Justicia de Estados Unidos por la reforma a la ley que controla, y me parece bien, a las agencias extranjeras, con dedicatoria a la DEA, que tendrá rebote.

Y en medio de todo, la anunciada renuncia de Martha Bárcena a la embajada en Washington, un pleito con la cancillería que terminó perdiendo, pero con el mensaje de que había recomendado a López Obrador felicitar a Joe Biden pues no había duda de su triunfo, en lo que no le hicieron caso. Igual tras la jornada de ayer, lo hará ya.

Son días difíciles para el país aunque, por las expresiones del presidente, para él no.

Pero lo serán si todo esto se concatena, se encadena, se liga, eslabona, enlaza, une, vincula, articula, fusiona, engrana, empalma, junta, se agrava, aportaciones, estas, para el nuevo diccionario presidencial.

RETALES

  1. DISPOSICIONES.- De los 29 mil 332 millones de pesos que pasaron de Fondos y Fideicomisos a la Tesorería de la Federación, ni uno fue para medicinas, equipos médicos ni bonos para el personal sanitario: 22 mil 707 millones para un programa financiero de apoyo a medianas empresas y el resto a pagar deudas de fideicomisos;
  2. CAÍDOS.- México tiene el récord mundial de muertes de personal sanitario, dos mil 179 y de contagiados, más de 150 mil, lo que habla de insuficiencia y/o mala calidad de los equipos sanitarios de protección. Pero primero van los programas sociales; y
  3. COMIDA.- El jueves, el presidente comió con los integrantes del Consejo Mexicano de Negocios, aquellos de la mafia del poder, entre ellos algunos hoy arrepentidos. Según dos versiones, salieron como llegaron, pero comidos. Nadie le llevó la contra, claro.

Nos vemos mañana, pero en privado.

Menú de accesibilidad