Muerte y extraño renacimiento


carlos-marin1

Carlos MarínEl asalto a la razón

“Desaparecer” el Cisen pudiera comprenderse, de no ser porque, en vez de depender de la Secretaría de Gobernación, pasará a la de Seguridad Pública

“Desaparecer” el Cisen por suponerlo espía de opositores, cambiarlo de adscripción y nombre (se llamará Agencia Nacional de Inteligencia) pudiera comprenderse, de no ser porque, en vez de depender de la Secretaría de Gobernación, pasará a la de Seguridad Pública… que tiene su propia área de inteligencia ¡policiaca!

El cambio de asignación se antoja insensato porque de la seguridad interior y desde luego la nacional son responsables directos el presidente de la República y su despacho político (Gobernación), no la dependencia encargada de investigar, prevenir y enfrentar la inseguridad pública.

Lo del “espionaje” tiene sus asegunes. O qué: ¿gobierno ciego ante supuestas autodefensas, grupos paramilitares como las policías comunitarias, movimientos guerrilleros, facciones gremiales y sociales proclives al vandalismo? ¿O indiferente ante personajes prominentes (opositores o no), siempre y cuando no los hostigue ni viole sus derechos?

Poco se sabe, pero el Cisen investiga inclusive rutas virales y previene sobre epidemias y pandemias que nada tienen que ver con la policía.

[email protected]

  1. Dos poderes en su ‘Día D’

    Por más que Andrés Manuel López Obrador acuda mañana a la presentación del informe final del ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia, el perlario de humillaciones que les ha propinado a los integrantes del Poder Judicial hace imposible que esta inaudita, histórica y desproporcionada confrontación tenga un desenlace cordial, civilizado, republicano, institucional.

    Continuar leyendo

  2. La hora de Olga Sánchez Cordero

    La embestida contra los servidores públicos de todo tipo de instituciones (incluido el Poli, y se sumarán las universidades autónomas) que ganan más de 108 mil pesos al mes arrecia peligrosamente. De tal magnitud es la confrontación que el senador por Morena Félix Salgado Macedonio lanzó la estulta amenaza de impulsar la disolución de la Suprema Corte de Justicia.

    Continuar leyendo