El problema llamado Accendo Banco

Julio-Pilotzi

Julio PilotziSplit Financiero

El veredicto se tomó al considerar más de un incumplimiento que no fue corregido ni desvirtuado por Accendo

En este espacio hemos seguido puntualmente todo lo relacionado con el caso de Accendo Banco, que lleva Javier Reyes de la Campa, a quien parece que se le derrumban todos los circos montados en últimas fechas, prueba de ello es la orden que dio la junta de gobierno de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) para que sea intervenido Accendo Banco. Fue de marzo a septiembre cuando el organismo que preside Juan Pablo Graf realizó las revisiones pertinentes a dicha institución, por lo que este martes finalmente se dio a conocer que le será revocada la autorización. Es así que partir de este miércoles, el Instituto para la Protección del Ahorro Bancario (IPAB) llevará a cabo las labores de liquidación, tal como marca el artículo 167 de la Ley de Instituciones de Crédito.

El veredicto se tomó al considerar más de un incumplimiento que no fue corregido ni desvirtuado por Accendo. Al hacer un recuento de los mismos, captó reflector que los niveles de coeficiente de cobertura de liquidez se han posicionado por debajo del mínimo regulatorio; así como descuentos de capital no reconocidos, como pagos anticipados mayores a un año por 88 millones de pesos y activos intangibles por más de 70 millones de pesos. Asimismo, entre las faltas se detectó omisión al descontar 371 millones de pesos del Capital Fundamental, monto que tenía origen en operaciones a cargo de “personas relacionadas relevantes”; sin olvidar que fueron integrados 642 millones de pesos como aportaciones para futuros aumentos de capital, sin que se reunieran los requisitos para ser consideradas como tal, por lo que se precisó que debió ser reconocido como un pasivo.

Ante tal panorama, también se informó a los usuarios que el seguro de depósitos que ofrece el IPAB se entrega de forma automática y gratuita, aunado a que de acuerdo con lo marcado por la ley en la materia, el monto a cubrir es de 2 millones 768 mil pesos, por lo que se estima que se hará un pago a mil 519 depositantes, considerando que 96% de estas personas están protegidas por la totalidad de sus ahorros y el 4% restante recibirá un monto hasta el límite de cobertura que se señala.
Sobre este ‘banquero’ hay que recordar que a finales de la semana pasada también anunció su salida de Accendo, pero gracias a una serie de argucias legales logrará permanecer en el cargo hasta el próximo 16 de octubre. Mientras tanto, no deja de llamar la atención el grueso expediente que se acumula en su contra por diversas denuncias que versan en torno a supuestos movimientos financieros que lo comprometerían tanto a él como a su hermano, Luis Ricardo, en la utilización de una red de empresas fantasma para dejar vacía a la institución.

Malas experiencias en KAVAK 
 
Reconocida por ser el “primer unicornio mexicano” esto por alcanzar una valuación de más de 1,150 millones de dólares (mdd), la empresa especializada en la compra y venta de autos seminuevos Kavak, fundada por Carlos García Ottati, Loreanne García Ottati y Roger Laughlin y con presencia desde hace cuatro años en el mercado también es conocida por las malas experiencias que han tenido algunos usuarios a la hora de vender o comprar un coche. Y es que, ahora las redes sociales se han vuelto un parteaguas para denunciar y o exponer incidentes de todo tipo, con el objetivo de alertar a los cibernautas en este sentido, la plataforma digital suma inconformidades por parte de quienes han acudido a las sedes, pues se dice que no cumple ofertas, además del extravío de documentos de las personas que desean vender sus automóviles. 

Aunado a que “retiene” pagos sin alguna razón, cobran adeudos excedentes a lo convenido y los contratos de compraventa están con irregularidades por lo que, no son válidos; acusan de discriminación en las sucursales, también se tacha a Kavak de cometer fraude y jinetear el dinero de los clientes, así como un pésimo servicio por parte de los trabajadores. Pues una vez que se deposita el apartado y enganche para adquirir un vehículo deja de haber comunicación y seguimiento con el cliente, es decir el personal de Kavak no está apto para atender, pierde papeles, tarda en responder vía chat, dan documentos o información de otras personas e incluso mal información. 

A pesar de estas denuncias exhibidas datos de la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO), al mando de Ricardo Sheffield, arrojan que entre 2019 y 2020 Kavak sólo contó con tres quejas por parte de los usuarios. Cabe resaltar que también hay otros usuarios que han corrido con mejor suerte y que no tuvieron ningún inconveniente y es que, algunos de los beneficios que ofrece Kavak son que certifican todos sus automóviles, se puede dejar un auto a cuenta siempre y cuando pase los estándares de inspección y también tiene entregas a domicilio. Ya le contaremos más sobre esta empresa que ahora sueña con ser “Pegaso”, pero a costa de qué.

Menú de accesibilidad