¿Qué haremos con tanto mediocre?

México ha sido líder en América Latina y el Caribe, por su ejemplar política internacional; líder en investigación científica para la elaboración y aplicación de vacunas contra varias enfermedades; líder en el mantenimiento de una estabilidad social por espacio de un siglo; líder en Producción agropecuaria y minera; en el desarrollo de las ciencias y las artes y de avanzada en política electoral, gracias a la creación del Instituto Nacional Electoral y la creación de otros organismos autónomos que operan como contrapeso de los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

México ha mantenido una política pacifista, de no confrontación ni en el ámbito internacional ni nacional y ha ido construyendo día a día la democracia en la que hoy vivimos.

Innumerables tropiezos ha sufrido nuestro sistema político- presidencial, somos un país por principio, multilingüe y multicultural como un mosaico de colores.

El México del norte es muy distinto al México del sur -sureste , sin embargo , todos amamos la tierra de nuestros ancestros , estamos orgullosos de nuestras raíces y nuestra historia pues un país sin historia , es un país que no ha nacido.

Para desgracia nuestra , los poco más de 120 millones que habitamos el territorio nacional , nos encontramos en un mundo de carencias , carencias no sólo materiales , sino de ética, de respeto , de moral social , de líderes que conduzcan a buen puerto , las aspiraciones de superación personal que cada uno tiene.

Ahora se estigmatiza al mexicano que aspira y que sueña con una vida mejor y; se descalifica a todo aquel que disiente de la palabra oficial. Se reprueba a los jefes de familia que no logran hacerse de los fármacos para el tratamiento del cáncer de sus hijos. El desabasto de estos medicamentos para el tratamiento de este terrible mal, no sólo para niños sino para adultos también , ha causado miles de defunciones en todo el país.

El Sector Salud entrega uno que otro medicamento para dos o tres días; mientras tanto, los familiares de los enfermos toman las calles para llamar la atención de las autoridades y les den respuesta urgente a la cobertura del cuadro de medicamentos que marcan la vida o la muerte de los enfermos.

Tan sólo el número de niños con cáncer, suman 20 mil, más los adultos, hombres y mujeres en todo el país.

¿Por qué la escasez de fármacos ? La respuesta es: la ineptitud de las autoridades encargadas de la adquisición de medicinas para el Sector Salud.

A partir de la genial idea de hacer compras consolidadas de medicamentos, es que, por el desconocimiento e ineptitud para realizar estas adquisiciones, han causado tanta muerte.

Claro, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha dicho que el prefiere funcionarios con un 10% de experiencia y conocimiento y un 90% de honestidad, aunque el balance de la mediocridad y la ignorancia, deje en el camino a millones de mexicanos colgados de un hilo.

Imperdonables son las expresiones por parte del subsecretario de salud Hugo López-Gatell y de la legisladora , también de Morena, María de los Ángeles Huerta, respecto de las demandas de los padres de los niños con cáncer. El subsecretario refiere que el caso de cáncer en los niños es parte de un movimiento de derecha ¡que intenta un golpe de Estado! ¿Se había escuchado tal absurdo ? ¡Y la señora Huerta aduce que tales manifestaciones de los padres de los niños con cáncer es un mero chantaje!

Seguramente la señora legisladora morenista no tiene hijos ni sobrinos, pues si los tuviera, no utilizaría el micrófono para tales disparates.

Tampoco es comprensible que el Instituto Mexicano del Seguro Social -IMSS-haya registrado un subejercicio del 16% en compra de medicamentos durante los primeros tres meses del año, y el Instituto de la Seguridad Social al Servicio de los Trabajadores del Estado-ISSSTE-, haya gastado solamente el 3% de su presupuesto para la adquisición de fármacos.

Qué explicación tiene esto? En manos de quién estamos, si a unos enfermos los tildan de golpistas y a otros de chantajistas?

Y ahora lo último, es el “mentirometro”, una invención del presidente López Obrador para medir ‘quién es quién’ en los medios de comunicación contando mentiras.

¡Señoras y señores, esta es una democracia en la que existe una diversidad de opiniones!

Qué el Presidente no tendrá algo más importante que hacer, que estar de creativo echando a andar una sección en la mañanera “¿quién es quién en las mentiras?

¿Cuesta trabajo imaginar al entonces Presidente Lázaro Cárdenas del Río, gastando su valioso tiempo de Jefe de Estado en diseñar modelos que distraigan a la sociedad de los verdaderos problemas nacionales que no tienen visos de solución?

¡Digamos la Verdad!

Por Norma Meraz