‘El M-1’ dirigió al Cártel del Golfo desde penal del Altiplano, revela DEA
'Metro 1'. Foto de FGR

La Administración de Control de Drogas (DEA) de Estados Unidos reveló que Mario Cárdenas Guillén, mejor conocido como ‘El M-1‘, dirigió al Cártel del Golfo desde su estadía en el penal del Altiplano, cárcel de máxima seguridad del Estado de México.

De acuerdo con la DEA, ‘El M-1‘ tomó mayor participación dentro del grupo dedicado al narcotráfico después de que su hermano Osiel fuera detenido en 2003 y su otro hermano Ezequiel fuera abatido en 2010.

Participó, entre otras actividades, en la importación a gran escala de cargamentos de cocaína, del Valle de Sur de Texas a Houston.

Cárdenas Guillén fue detenido en septiembre de 2012 en Altamira, Tamaulipas, e internado en el penal del Altiplano.

Según la DEA el narcotraficante dirigía al Cártel del Golfo mediante instrucciones dadas a su hijo ‘El Betillo‘ a través de una persona apodada ‘La Licenciada‘.

Durante su tiempo en el penal del Altiplano ‘El M-1’ ordenó la compra y resguardo de armamento así como el trasiego de drogas a Estados Unidos.

Mario Cárdenas Guillén fue extraditado a la nación norteamericana el pasado 17 de mayo dado que es requerido por la Corte Federal de Distrito para el Distrito Este de Texas por los delitos de asociación delictuosa y contra la salud.

Con información de Milenio