Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

El atentado a Omar, primer aviso

El atentado a Omar, primer aviso

Ya llegaron los carteles, en este caso, el Jalisco Nueva Generación, que iniciará una cruenta lucha contra los otros que ya operan aquí, por el control del territorio de la Ciudad de México

Ya no puedo con el confinamiento ni contigo ni sin ti.
Florestán.

Por años, los gobiernos capitalinos y federales repitieron que el crimen organizado no había llegado a la Ciudad de México.

Y así se la llevaron mientras esa delincuencia la convertía en el mercado de mayor consumo de drogas al narcomenudeo del país.

Yo siempre planteé que era imposible que existiera uno de los mayores mercados mundiales de consumo de drogas, la Ciudad de México, sin la organización y presencia del crimen organizado, lo que ellos siempre desecharon.

Pero resulta que llegó la mañana del viernes pasado, 26 de junio, y un comando dispuesto en al menos cuatro frentes llevó a cabo el atentado más grave y el mensaje más fuerte del crimen organizado al gobierno de la ciudad y al del presidente López Obrador: Aquí ya llegaron los narcos.

Y a las 06:26 y en pleno Paseo de la Reforma, en las Lomas de Chapultepec, atacaron a Omar García Harfuch, secretario de Seguridad Ciudadana, cuyo vehículo acribillaron con todo tipo de calibres altos, desde el cuerno de chivo, hasta el Barret calibre 50.

El funcionario superó el atentado de milagro por la capacidad de respuesta de sus dos escoltas, a los que mataron y la velocidad del apoyo que impidió, como reveló Héctor de Mauleón, que si fallaba el ataque, quemaran la camioneta para ejecutarlo cuando se bajara para no morir quemado y pudieran huir.

García Harfuch recibió tres impactos a los que sobrevivió. La libró, reitero, de milagro, pero el aviso quedó: ya llegaron los carteles, en este caso, el Jalisco Nueva Generación, que iniciará una cruenta lucha contra los otros que ya operan aquí, por el control del territorio de la Ciudad de México.

Y a ver lo que sigue.

Pero la estrategia de gobierno, insisten, va muy bien: abrazos, no balazos lo que lamentablemente desatienden los criminales.

RETALES

1. OTRO.- La mañana del 11 de agosto de 1976, un comando de la Liga 23 de septiembre, intentó secuestrar a Margarita López Portillo en la colonia Condesa. La escolta la salvó. Mataron a uno de los secuestradores y los otros tres huyeron. Faltaban tres meses y medio para que tomara posesión su hermano José;

2. TRAMPA.- A Mario Delgado no le salió el engaño de convocar a período extraordinario para sacar las seis leyes del T-MEC y seguir con la elección de cuatro consejeros del INE, entre otros asuntos, lo que es ilegal. Solo se puede citar a extraordinario con iniciativas ya dictaminadas y resolver exclusivamente los temas para los que citado. Se pasan; y

3. DEBACLE.- Mientras Andrés Manuel López Obrador no ponga orden en Morena, corre peligro su mayoría en San Lázaro en las elecciones de 2021. Morena, que sigue en modo PRD, es víctima de intereses, acusaciones, tribus, luchas internas, acusaciones de corrupción y la incapacidad para renovar dirigencias nacional y locales. Y además sin el presidente en la Boleta.

Nos vemos mañana, pero en privado.

En Privadojoaquín lópez dórigamexicoOmar García Harfuchsecretaría de seguridad ciudadana
Menú de accesibilidad