AMLO, “sin síntomas graves y en reposo” tras recontagio de COVID-19: Adán Augusto López
Foto de EFE

Adán Augusto López, secretario de Gobernación (Segob), detalló que el presidente Andrés Manuel López Obrador se encuentra con síntomas leves y guardando reposo tras confirmarse su positivo por COVID-19 en las últimas horas.

Al iniciar la conferencia matutina en Palacio Nacional, López Hernández dejó en claro que el mandatario mexicano se encuentra bien, razón por lo cual se espera su pronta recuperación.

Como están informados el señor presidente fue diagnosticado positivo de COVID-19. Esta afortunadamente bien, sin síntomas graves, son leves, está guardando el reposo que se requiere clínicamente y esperemos que mejore en los próximos días”, dijo

“Nos ha encargado que nos hagamos cargo este equipo de trabajo de los asuntos normales bajo su conducción. Está encargado de los trabajos de los equipos de gobierno pero reguardado en su hogar”, puntualizó.

Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, apuntó que López obrador tiene un “proceso de vías respiratorias altas“, lo que es una muestra de la manera en que se comporta la variante ómicron en las personas.

Noté, con el sesgo médico, que lo que tenía es un proceso de vías respiratorias altas. La variante ómicron (…) tiene una característica importante que ayuda a visualizar: tiene predominio por las vías respiratorias altas, pero afortunadamente tiene menor probabilidad o menor proporción de daño en los pulmones”, refirió.

“(Ómicron) es más parecida al catarro común, con menor probabilidad de afectar a los pulmones. Hay patrones diferentes en las personas vacunadas. La enfermedad es más breve que el COVID causado por otras variantes como Delta”, puntualizó.

López Obrador, de 68 años de edad, anunció este lunes que dio positivo a un prueba de COVID-19 por segunda vez en casi un año, tras una prueba que se práctico este día luego aparecer agripado en su habitual conferencia de prensa de todos los días.

“Informo a ustedes que estoy contagiado de #COVID19 y aunque los síntomas son leves, permaneceré en aislamiento y solo realizaré trabajo de oficina y me comunicaré de manera virtual hasta salir adelante”, informó en un mensaje en redes sociales.

A inicios de diciembre, el jefe de Estado mexicano, quien tenía su esquema completo, recibió una dosis de refuerzo de la vacuna AstraZeneca.

El presidente explicó que durante los próximos días el secretario de Gobernación, Adán Augusto López, asistirá a las conferencias de prensa matutinas que ofrece de lunes a viernes.

El mandatario mexicano, que sufre de hipertensión y tuvo un infarto en 2013, ya pasó antes por la enfermedad, en enero de 2021.

El 24 de enero de 2021 López Obrador anunció que estaba contagiado y se reintegró a sus actividades el 8 de febrero.

En aquella ocasión, el mandatario, siempre muy activo, se confinó en Palacio Nacional y las autoridades sanitarias optaron por mantener en secreto su estado clínico y se limitaron a decir que estaba casi “asintomático”, lo que derivó en todo tipo de rumores.

Posteriormente, el 5 de febrero el propio López Obrador anunció que ya había superado la enfermedad, pero espero una revisión médica para reaparecer el 8 de febrero.

Con información de López-Dóriga Digital y EFE