Mujeres en Panamá dispondrán de gas pimienta para hacer frente a la violencia machista
Foto de Tim Foster en Unsplash

El Instituto Nacional de la Mujer de Panamá entregó este martes a mujeres víctimas de la violencia machista los primeros botes de gas pimienta para autodefensa, que están dotados de una tinta especial para marcar a los agresores.

La directora del Instituto Nacional de la Mujer (Inamu), Nellys Herrera, dijo a los periodistas que muchas de las mujeres que están recibiendo el aerosol pimienta han sido “amenazadas de muerte” por una persona conocida y cercana, sea esta su “pareja o expareja“.

Este grupo de mujeres, que han vivido la violencia, temen que su agresor quebrante la orden de alejamiento emitida por un juez, indicó Herrera.

Explicó que por esta razón el estuche de gas pimienta tiene una tinta que permitirá identificar al agresor al momento de ser capturado para que “se evidencie que quebrantó la medida de protección“.

El Instituto Nacional de la Mujer dispone de aproximadamente unos 2 mil aerosoles pimienta para ser distribuidos entre las mujeres que son víctimas de la violencia doméstica y machista.

Aunque es distinto al gas lacrimógeno que se compone normalmente del químico clorobenzilideno malononitrilo (CS) y el gas pimienta se deriva del vegetal capsicum, ese tipo de aerosol irrita los ojos hasta el punto de causar lágrimas, dolor e incluso ceguera temporal.

A pesar de que en Panamá no existe restricción o limitaciones para la compra del gas pimienta, se requiere del consentimiento informado y de una capacitación para su uso, ha señalado el Inamu.

Los casos de mujeres víctimas de feminicidio subieron un 20 % y los de muerte violenta un 100 % durante el primer trimestre de este año en Panamá, en comparación con el mismo período de 2021.

Entre enero y marzo pasados 6 mujeres fueron víctimas de feminicidio, una más que en el mismo lapso de 2021, mientras que 8 sufrieron muerte violenta, frente a 4 del año anterior, de acuerdo con las estadísticas del Ministerio Público (MP, Fiscalía).

En abril de 2022, otras tres mujeres fueron muertes por su sola condición de género.

La Ley 82 de Panamá define como feminicidio “causar la muerte a una mujer basada en la pertenencia al sexo femenino, por causa de la discriminación o cualquier otra forma de violencia”.

“Muerte violenta se refiere a todos los homicidios de personas del sexo femenino que no fueron consideradas como femicidios, según valoración del Fiscal del caso y la aplicación de la Ley 82”, señala un informe el MP.

En 2021 los feminicidios bajaron un 29 % en Panamá, cuando se registraron 22 casos frente a los 31 de 2020, pero las muertes violentas subieron un 47 %, al sumar 22 frente a 15 del año anterior, según las estadísticas de la Fiscalía.

Con información de EFE