Cuatro personas murieron y otras cinco resultaron heridas por una explosión en un puesto de venta de fuegos artificiales en la víspera del Año Nuevo Lunar en China, según las autoridades.

El incidente se registró en torno a las 23:00 h del jueves, explicó la oficina de información del condado de Tonghai, en la provincia suroccidental de Yunnan. La causa del siniestro está siendo investigada, agregó.

Foto de internet

El viernes comienza el feriado tradicionalmente más importante en China, cuando decenas de millones de personas cruzan el vasto país para reunirse con sus familias.

Los fuegos artificiales suelen ser una parte importante de los festejos, aunque las autoridades tomaron medidas enérgicas contra su uso por motivos de seguridad y para reducir la contaminación del aire.

En ciudades como Beijing y Shanghai, que solían llenarse de fuegos artificiales, se vive una siniestra tranquilidad este año.

Con información de AP