Biden celebra caída del desempleo a 4.2 %; “EE.UU. ha regresado al trabajo”, afirma
Biden celebra caída del desempleo en Estados Unidos. Foto de EFE

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, se felicitó por la caída de la tasa de desempleo durante el mes de noviembre, que se situó en 4.2 por ciento (cuatro décimas por debajo del mes anterior) y aseguró que esta cifra demuestra que “EE.UU. ha regresado al trabajo”.

“Nuestra economía es significativamente más fuerte de lo que era hace un año”, dijo el mandatario en una rueda de prensa desde la Casa Blanca horas después de que el Departamento de Trabajo publicara el informe con los datos relativos al mes de noviembre.

“La bajada histórica en la tasa de desempleo incluye enormes mejoras para los trabajadores, que en muchos casos han visto cómo sus salarios aumentaban”, añadió Biden.

El presidente estadounidense también hizo mención en su discurso a la elevada inflación, que en octubre se disparó hasta 6.2 por ciento, pero aseguró que incluso tras descontar sus efectos, la familia media estadounidense dispone de más poder adquisitivo en la actualidad que hace un año.

Además, rebajó el miedo existente en los mercados a una escasez de productos durante las fiestas navideñas a causa de los problemas en la cadena mundial de suministros y garantizó que los expositores y las repisas de las tiendas estarán llenos durante las próximas semanas.

La tasa de desempleo en Estados Unidos bajó en noviembre a 4.2 por ciento, la primera vez que, en casi dos años, se sitúa por debajo de la registrada al inicio de la pandemia en marzo de 2020 (4.4 por ciento), aunque el ritmo de creación de empleo y puestos de trabajo sigue decepcionando.

En la actualidad hay 6.9 millones de personas en situación de desempleo en EE.UU. (un país de 331 millones de habitantes).

El desempleo cayó cuatro décimas con respecto a octubre, informó el Departamento de Trabajo estadounidense, y se acerca cada vez más al 3.5 por ciento de febrero del año pasado, antes de que se declarara la pandemia de COVID-19, que paró la actividad económica en el país.

No obstante, la creación de empleo fue menor a la esperada y se quedó en 210 mil nuevos puestos de trabajo, frente a las previsiones de la mayoría de analistas de que se generarían más de 500 mil empleos.

Con información de EFE