Gobierno Federal aumentará inversión en Tren Maya; costo podría triplicarse
Proyecto del Tren Maya. Foto de @TrenMayaOficial

El Gobierno de México invertirá hasta 20 mil millones de dólares en el Tren Maya en el sureste del país, por lo que elevaría hasta a 3 veces su costo original estimado, reveló el propio presidente Andrés Manuel López Obrador.

En su conferencia matutina, López Obrador mencionó que la inversión proyectada para esta obra emblemática de su gestión será de entre 15 mil y 20 mil millones de dólares, cuando en 2018, como presidente electo, proyectó su costo en 120 mil millones de pesos (unos 6 mil millones de dólares).

construcción del tren maya
Construcción de vía para el Tren Maya. Foto de EFE

“(Estamos invirtiendo) en el Tren Maya 15-20 mil millones de dólares. Nunca se había invertido tanto (en infraestructura)”, comentó desde el Palacio Nacional al enunciar varios proyectos de inversión pública.

Este incremento representa un aumento de 156 por ciento con respecto al costo proyectado en el análisis oficial de costo-beneficio del Gobierno de México, cuando calculó que la inversión necesaria sería de 156 mil millones de pesos (unos 7 mil 800 millones de dólares).

“El monto total de inversión (para el Tren Maya) asciende a 134 mil 600 millones de pesos (6 mil 730 millones de dólares) más el IVA correspondiente de 21 mil 400 millones de pesos (mil 70 millones de dólares), lo que equivale a 156 mil millones de pesos (7 mil 800 millones de dólares)”, se lee en el documento oficial.

La primera cifra que estimó el presidente López Obrador fue de 120 mil millones de pesos (unos 6 mil millones de dólares), en 2018, cuando se encontraba en periodo de transición antes de tomar posesión.

Esto quiere decir que el nuevo estimado del presidente sería un incremento de hasta 233 por ciento para el proyecto, que consiste en más de mil 500 kilómetros de vías férreas para un tren turístico, de carga y pasajeros en 5 estados del sureste: Campeche, Chiapas, Quintana Roo, Tabasco y Yucatán.

Anteriormente, el exdirector del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) Rogelio Jiménez Pons, primer encargado de la obra, detalló en una reunión con legisladores federales que el costo se incrementó de 140 mil millones a 200 mil millones de pesos (de 7 mil millones a 10 mil millones de dólares).

Jiménez, quien fue relevado en enero pasado por Javier May, detalló en octubre de 2021 en una comparecencia en el Congreso que el aumento en los costos se debía principalmente al cambio del diseño del tren, que pasaría de solo ser impulsado por diésel a ser híbrido con la mitad de su operación eléctrica.

Aunque el tramo 5 del tren afronta ahora una suspensión judicial tras un amparo obtenido por ambientalistas, el presidente de México declaró la semana pasada el Tren Maya como obra de seguridad nacional.

“Sí (se tiene una suspensión), pero ya el tramo este (el cinco) ya es de seguridad nacional, no tiene un efecto (la resolución judicial) y la verdad qué ganas tienen de parar el tren y van a terminar subiéndose al tren”, indicó ahora López Obrador.

Adicionalmente, el Gobierno de México había estimado una inversión para material rodante necesario para los años 2033 y 2044 por 7 mil 100 millones de pesos (unos 255 millones de dólares).

Con información de EFE