“Toda mi vida fue una mentira para no perder patrocinadores”: tenista

“Toda mi vida fue una mentira para no perder patrocinadores”: tenista - Foto de Zimbio
Foto de Zimbio

La tenista Johana Larsson dijo que toda su vida vivió una mentira para no perder a sus patrocinadores y quería mostrarse como es en realidad

La tenista sueca Johana Larsson, clasificada número 80 del mundo, decidió admitir su homosexualidad al finalizar el US Open, dijo que lo hizo para mostrarse como es en realidad.

En entrevista para Tenniscircus, mencionó que no lo había hecho anteriormente para mantener a sus patrocinadores, por lo que había vivido una mentira.

“Soy lesbiana y no lo dije antes por miedo a perder patrocinadores. Mi vida ha sido una horrible mentira. Mi carrera dependía de otras personas y no me atrevía a mostrarme tal y como soy”, comentó.

La decisión de Larsson la convierte apenas en la cuarta tenista en admitir su homosexualidad, tan solo por detrás de Billie Jean King, quien lo hizo en 1981, la checa Martina Navratilova y la australiana Amelie Mauresmo, quien incluso dio una rueda de prensa en 1999. Ningún hombre lo ha hecho hasta el momento.

Su miedo no es injustificado, pues en el caso de Jean King perdió la mayoría de sus contratos publicitarios, si bien no ocurrió lo mismo con las otras dos tenistas.

A lo largo de su carrera, Larsson ha ganado un título en competencias individuales así como cuatro en dobles.

Con información de Marca

homosexualidadtenista
Menú de accesibilidad