CARLOS MARÍN

Papa caliente en la CNDH

Papa caliente en la CNDH


Ante el presidente de la CNDH, Luis Raúl González Pérez, el líder de la COPARMEX, Gustavo de Hoyos, reclamó el viernes investigar a las autoridades federales, estatales y municipales por sus actos de omisión y/o negligencia frente a lo que considera violaciones graves a los derechos humanos, al no hacer valer la ley en las entidades afectadas por bloqueos de calles, carreteras y vías férreas; sabotajes, vandalismo y atentados contra la alimentación, la educación y la salud.

De superar la formalidad legal, administrativa y judicial, la demanda pudiera derivar en indemnizaciones multimillonarias (vía el erario) a empresas de diversos giros en las que, mucho ojo, trabajan decenas de miles de personas que han sido severamente dañadas en sus ingresos (choferes de transporte de pasajeros y carga, empleados de servicios turísticos y restauranteros, por ejemplo).

No sobra recordar que los profes de la CNTE, en cuanto empleados de gobierno, son “servidores públicos”, y que tan solo por abandonar las aulas violan el más preciado y constitucional de los derechos humanos: el superior de la infancia…