Venezuela se queda sin focos, se alumbran con velas
Foto de Internet

La escasez en Venezuela llegó a los focos incandescentes y en muchos hogares están sacando las velas o lámparas de keroseno para tener luz en las noches.

De acuerdo a la Asociación para Defensa del Consumidor (Asodeco), después de un Plan de Ahorro Energético, en el país solamente hay focos ahorradores, los cuales cuestan entre 300 y mil 500 bolívares (entre 23 y 120 pesos).

Estos precios son elevados para la gente, por lo que se rehusan a comprarlos, dijo el presidente de la Asodeco, debido a que han comprobado que tienen componentes de mercurio altamente peligrosos.

Una vez que el Gobierno de Venezuela implementó este programa, muchas personas aceptaron el cambio, pero se dañaron al poco tiempo, por lo que ahora deben ser reemplazados por unos caros.

“Los focos económicos siguen sin conseguirse ahora ni en abastos ni ferreterías”, dijo Pedro Alcántara, el presidente de la Asociación; esto debido a que los productores cerraron sus operaciones.

“Por todas estas razones es que muchos hogares humildes están regresando a las velas y las lámparas de keroseno que utilizaban nuestras abuelas y así es como se alumbran ahora en la noche”, recalcó el presidente.

Lamentó el presidente de la Asodeco la calidad que están teniendo, pues afirmó que lo logrado en los últimos años “se (nos) está yendo de las manos”.

Redacción.