Así será el nuevo AICM
internet

El ejecutivo federal reiteró que las nuevas instalaciones del Aeropuerto Internacional Benito Juárez de la Ciudad de México (AICM) serán en la zona contigua de la actual infraestructura, a efecto de contribuir a desarrollar económica y socialmente una de las regiones más densamente pobladas y con un alto grado de marginación.

El desarrollo del proyecto, que tendrá una inversión de 120 mil millones de pesos, “permitirá que surja un importante polo generador de empleos, de derrama económica y de nuevas oportunidades para la población de la región”, de acuerdo con el Segundo Informe de Gobierno del presidente Enrique Peña Nieto.

Lo anterior, insiste, tras los estudios aeronáuticos, hidrológicos, ambientales, de uso del suelo, de ingeniería y arquitectónicos que se llevaron a cabo con la participación de empresas altamente especializadas y de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI).

Precisó que dicho proyecto prevé, con énfasis especial, la sustentabilidad ambiental, permitiendo nuevas opciones de conectividad que hasta ahora se han visto limitadas, así como que no requerirá de terrenos adicionales a los actualmente disponibles, lo cuales son propiedad del gobierno federal.

Refirió que en coordinación con los operadores nacionales e internacionales, se realizó un reordenamiento en los horarios de despegue y aterrizaje de vuelos en el AICM y, así reducir el número máximo de operaciones por hora a 58.

En comparación, en 2012 las operaciones del aeropuerto rebasaron en 52 ocasiones su capacidad máxima de 61 por hora. Esta mejora significa beneficios positivos en términos de seguridad y de reducción de costos económicos asociados a la congestión de tránsito aéreo.

Otra fuente relacionada con el proyecto, revela que las nuevas instalaciones del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) tendrán un costo de por lo menos 140,000 millones de pesos, de los cuales 85 por ciento serían aportados por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y el resto por la Comisión Nacional del Agua (Conagua). Los trabajos incluirán la construcción de un par de vasos reguladores.

“Debido a las complejidades que tendrá la construcción en la zona del Lago de Texcoco, la parte que corresponde a las obras de regeneración o rescate hidráulico requerirán también de una fuerte inversión. A la fecha ya comenzaron algunos trabajos en ese sentido”, comentó la fuente relacionada con el proyecto.

De acuerdo con información que se ha hecho pública, la construcción se realizará con un esquema de inversión público-privada; en la parte de recursos federales se utilizarán los ingresos generados actualmente por el AICM. Durante 2014 la terminal obtendrá cerca de mil millones de pesos adicionales por pago de rentas de los espacios comerciales de la Terminal 1, que durante los últimos 20 años fueron gestionados por Fumisa.

En la parte operativa se prevé que en la primera etapa se construyan tres pistas, dos de ellas de 4.5 km, con una separación de 1.3 kilómetros que permitan funcionar simultáneamente; y una más de 4 km, que serviría como alternativa en caso de que tengan dificultades alguna de las más largas, además de un par de edificios terminales.

hddh
Fuente SCT

Esta fase implicará por lo menos cinco años y permitirá transportar a 60 millones de pasajeros. En su totalidad, se planea contar con seis pistas y tres edificios terminales, que tendrán conexión con un tren o un sistema similar a un metrobús, con las actuales instalaciones.

Por lo menos tres firmas internacionales colaboran actualmente con la SCT: Arup, MITRE y Parsons. En el caso de la última, por su experiencia, podría ser designada como la encargada de la gerencia de todo el proyecto, con lo cual deberá encargarse de que se cumpla en tiempo y forma.

Con información de Notimex y El Economista