La importancia de llamarse Ricardo

Yazmin-Alessandrini

Yazmin AlessandriniLa política me da risa

Está claro que aunque prefiere el consenso y establecer canales de diálogo, llegado el momento tanto a él como a su bancada no les temblará la mano para actuar con legalidad y conforme a la mayoría

SIEMPRE TEJIENDO FINO Y LOGRANDO CONSENSOS.- Es una muy buena señal que el presidente de la Junta de Coordinación Política (JUCOPO) del Senado, Ricardo Monreal Ávila, perciba que cada día hay una exigencia ciudadana cada vez mayor por buscar acuerdos y que se acaben los enconos. Y es justo esa cercanía a los reclamos y peticiones de los ciudadanos la que le ha servido para lograr la aprobación de múltiples reformas. Por lo tanto, el zacatecano tiene motivos para estar orgullo pues, por ejemplo, la reciente aprobación a la Ley de Revocación de Mandato salió por consenso y eso se logró gracias a un serio ejercicio de legislación. Y pensar que lo único que los atoraba era una sola palabra y que al final representaba el fondo de todo el asunto: “Revocación” y “Ratificación”. Dos extremos muy difíciles de unir, porque uno representaba una pregunta negativa y otro una pregunta positiva. Extremos insalvables. Ahora, el INE podrá legalmente llevar a cabo este ejercicio sin desorden. *** Por otra parte, también vale la pena destacar que el recién nombrado Secretario de Gobernación, el tabasqueño Adán Augusto López Hernández, se reuniera casi de inmediato con el coordinador de los senadores del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), un ejercicio que va más allá de la obligación que tiene que haber entre los Poderes de la Unión por tender puentes de intercomunicación. Esto es algo que no se había visto previamente. Inédito. Lo que habla del reconocimiento al liderazgo de Monreal Ávila y que de acuerdo al zacatecano mejora la interlocución y mantiene una relación cordial con el Poder Legislativo. Pero también está claro que aunque prefiere el consenso y establecer canales de diálogo, llegado el momento tanto a él como a su bancada no les temblará la mano para actuar con legalidad y conforme a la mayoría. Así que para los próximos días estaremos viendo el comportamiento de los senadores morenistas (y ¿por qué no? también a los de las otras bandas) durante las comparecencias de los secretarios derivadas del Tercer Informe del Presidente Andrés López Obrador. Ojalá que sean incisivos para acabar con el aforismo de que la mentira ronda en Palacio.

RESPIRA EL TRICOLOR.- En las pasadas elecciones intermedias del 6 de junio quedó claro que en el Estado de México el Partido Revolucionario Institucional (PRI) mostró músculo, recuperó alcaldías y se consolidó como el único bastión firme del partido tricolor, situación que no debe pasar pasar inadvertida para las dirigencias que conforman su estructura nacional, pues si algo le urge al tricolor en estos momentos es apuntarse triunfos que le permitan revitalizar a su militancia, como sucedió en el Edomex, donde muchos aplaudieron el trabajo político que realizó el gobernador Alfredo del Mazo Maza, cuyo partido, el PRI, no sólo le arrebató al Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) el control del Congreso mexiquense, sino que también logró extender su dominio a municipios clave para el priísmo, como son Toluca, Metepec y Atlacomulco. Pudiera parecer un sofisma, pero como en los viejos tiempos la maquinaria priísta mostró de qué está hecha en territorio mexiquense. *** Valga decir, a manera de introducción al calce, que el Estado de México deberá ser visto por el priismo nacional como un ejemplo a replicar de cara a las elecciones presidenciales de 2024, obviamente sin olvidarse de lo que previamente ocurrirá el año venidero pues en Aguascalientes, Durango, Hidalgo, Oaxaca Quintana Roo y Tamaulipas habrá cambio de gobernadores y, también, en el 2023 en Coahuila y el Estado de México. Se trata de ocho joyas que los priistas deberán salir a defender y conseguir si es que no quieren correr el riesgo de perder el registro ante el Instituto Nacional Electoral (INE). Y no, no es una exageración contemplarlo de esa manera. *** Bajo este contexto, todos los priistas deberán dejar fuera todos los proyectos personales y locales, también deberán darle prioridad a sus cartas fuertes (Coahuila, el Edomex e Hidalgo), pues a nivel nacional les urge ensanchar su horizonte, porque no hay que olvidar que después de la jornada electoral de junio pasado al tricolor sólo le quedaron cuatro gubernaturas: La coahuilense, la duranguense, la mexiquense y la oaxaqueña. También hay que subrayar que entre las pocas buenas noticias para el priismo es que Del Mazo Maza logró recuperar el llamado corredor azul (Naucalpan, Tlalnepantla, Cuautitlán Izcalli y Atizapán de Zaragoza), por lo que ahora más que nunca la renovación de la gubernatura del Estado de México debe verse con una visión de conjunto. Sí o sí, el PRI tiene la obligación (principalmente con su militancia y simpatizantes) de mostrarse seguro y fortalecido frente al embate morenista; pero también es imperativo que condensen sus posibilidades reales para que regresen al terreno de la la competitividad. Y para que este escenario se pueda concretar mucho tendrá que ver la designación de verdaderos candidatos de unidad, sobre todo, repito, en Coahuila, Durango, el Edomex y Oaxaca.

UNA MÁS DE HUGO.- Uno quisiera que el insulto y la descalificación se erradicaran de la política mexicana. Pero en esta ocasión se justifica y se entiende la expresión de la senadora panista Xóchitl Gálvez hacia el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, quien un día sí y otro también se dedica a despreciar, desestimar, subestimar, menospreciar, minimizar e ignorar a aquellos que por necesidad y desesperación actúan de forma distinta a lo que le diga su dogma. Qué lástima.

Contacto.- www.lapoliticamedarisa.mx
[email protected]
Twitter: @yalessandrini1

Menú de accesibilidad