Ganadores y perdedores

leopoldo-gomez2

Leopoldo GómezTercer Grado

A Morena no le fue mal en la jornada y queda bien posicionado para la sucesión presidencial

Las encuestas advertían que los tres partidos más grandes podrían resultar perdedores: Morena, si no alcanzaba la mayoría calificada y no lograba buenas cuentas en los estados; el PAN, en caso de ser desplazado a la tercera fuerza en la Cámara de Diputados, y el PRI, si perdía los gobiernos estatales que hoy ostenta. Pasadas las elecciones, ¿cuál es el balance?

En el ámbito federal, pese a haber sido el partido que consiguió más votos y cerca del doble de curules que su rival más cercano, Morena no alcanzó la mayoría calificada. Pero, aunque ahí se quedó corto, a nivel estatal tuvo un resultado positivo con sus triunfos en 11 o 12 gobiernos.

A Morena no le fue mal en la jornada y queda bien posicionado para la sucesión presidencial. El PAN se mantuvo como segunda fuerza electoral, con un número importante de diputaciones, además de confirmar el triunfo que se advertía en Querétaro. Y esto ya lo deja fuera de la lista de perdedores, aunque tampoco puede decirse que haya tenido una gran victoria en lo individual.

Como cabeza de la coalición opositora, pudo contener el ascenso de Morena y sus aliados hacia la mayoría calificada. El avance de esa alianza en Ciudad de México y otras importantes ciudades, a costa de Morena, también tiene que apuntarse como triunfo. La alianza funcionó y mostró que puede ser una fórmula para competir en 2024.

Aunque el PRI es parte de esa unión, no tiene mucho que festejar. Si bien aumentó su representación en la Cámara de Diputados, quedó muy debajo del PAN. Además, no parece que haya logrado conservar ni uno de sus ocho gobiernos estatales que estuvieron en juego este domingo.

La ausencia de poder en este terreno podría comprometer el futuro del partido. Recordemos que justo desde esa base pavimentó su regreso a la Presidencia en 2012. El PRI queda como perdedor en la jornada del domingo.

Entre los partidos pequeños, el PVEM y MC reportan buenas cuentas. El primero, por el número de diputados que obtuvo; el segundo, por su triunfo en Nuevo León. Y si hablamos de los ganadores de la elección, no podemos dejar fuera al INE, pues este domingo reconfirmó su capacidad para organizar y alinear a una ciudadanía que actuó de manera ejemplar.

Menú de accesibilidad