Desde Rusia con amor

carlos-marin1

Carlos MarínEl asalto a la razón

En la sofocante atmósfera de incertidumbre y agobio generados por los delirios electoreros y la desbordada criminalidad, un puñado de mexicanos dirigido por un estratega colombiano audaz e impredecible ha regalado a millones de militantes de partidos, simpatizantes de los presidenciables y preocupados por la galopante inseguridad una intensa bocanada de aire fresco y puro con su memorable hazaña frente a la selección alemana de futbol.


En la sofocante atmósfera de incertidumbre y agobio generados por los delirios electoreros y la desbordada criminalidad, un puñado de mexicanos dirigido por un estratega colombiano audaz e impredecible ha regalado a millones de militantes de partidos, simpatizantes de los presidenciables y preocupados por la galopante inseguridad una intensa bocanada de aire fresco y puro con su memorable hazaña frente a la selección alemana de futbol.

Quienes me conocen saben que no soy fanático de ningún deporte, pero que me gusta el beis; que aunque me soplé dos temporadas grandes y en medio una novillada, no me hice taurófilo y quedé tan villamelón que solo me acerco a la Plaza México para comer tacos, y que no me pierdo los clásicos nacionales ni los más tentadores partidos mundialistas, o que en el 98 aposté y gané con Francia por mi admirado Charles De Gol, pero conocen también mi gusto por jugarme unos pesos yéndole a probables perdedores.

Soy afortunado porque ayer gané, pero igual que yo todo el paisanaje dentro y fuera de México.

¡Gracias, Chucky Lozano!

Vaya terapia nacional de choque que nos has dado…

  1. Cambios de ecosistema

    Miguel de la Madrid fusionó (1983) las direcciones de Informática y Geografía (funcionaban desde 1968) con la de Geografía (creada en 1982) en lo que hoy es el Inegi.

    Continuar leyendo

  2. ¿Y Puebla por qué?

    Conmueve que Esteban Moctezuma no despachará en el magnífico edificio de Miguel Tolsá donde ejerció su apostolado el primer secretario de Educación del siglo XX, José Vasconcelos.

    Continuar leyendo