Marchan para exigir que el Gobierno termine con políticas serofóbicas
Marchan para exigir que el Gobierno termine con políticas serofóbicas. Foto de EFE

Cientos de personas marcharon en el Día Mundial de la Lucha Contra el Sida, en la capital mexicana para pedir acabar con las políticas serofóbicas del Gobierno y demandarle mayor atención médica, prevención y acceso a antirretrovirales.

La marcha, que transcurrió desde el Ángel de la Independencia hasta el Hemiciclo a Benito Juárez, congregó a diversas organizaciones y colectivos que luchan por los derechos de las personas que sufren el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y el sida.

Marchan para exigir que el Gobierno termine con políticas serofóbicas - marcha-dia-contra-el-sida2-1024x683
Marchan para exigir que el Gobierno termine con políticas serofóbicas. Foto de EFE

Las autoridades de tránsito estimaron la afluencia de manifestantes en 200 personas, mientras que las organizaciones calcularon cerca de 300.

Eduardo González, miembro de la Asociación de Médicos y Profesionales de la Salud con VIH, dijo marchar para recordar a “todos los que tuvieron un diagnóstico tardío, entraron en fase sida y no hubo mucho que hacer por ellos”.

“Pareciera ser que en esta Administración (del presidente Andrés Manuel López Obrador) tienen un problema de serofobia y homofobia muy interiorizado, no hay un verdadero compromiso por actuar en pro de las personas que vivimos con VIH”, lamentó en declaraciones.

Por su parte, Bob Banda, director de la organización La Tribu, demandó a la Secretaría de Salud de México que deje de hacer “caso omiso” a la problemática que enfrentan los enfermos de VIH y sida e instó a “posicionarse a favor de las poblaciones afectadas”.

Respecto a los colectivos más invisibilizados, señaló a las mujeres y a la infancia: “Parece que no existe y que es más cómodo que no exista. Hay una omisión que se traduce en una política homofóbica y serofóbica por parte del Gobierno“.

En la misma línea se manifestó Misael Muñoz, integrante del colectivo VIHve Libre, quien lamentó el estigma social y la falta de información al respecto de la enfermedad.

“Esta marcha es una muestra de que hay muchas realidades viviendo con VIH. Al final de cuentas es una condición médica que no merece el prejuicio que tiene”, dijo.

Según el Centro Nacional para la Prevención y el Control del VIH y el Sida (Censida), 341 mil 313 personas han sido diagnosticadas en México desde 1983, y 7.934 en lo que va de 2022.

Los manifestantes portaron una gran tela roja, simbolizando el lazo rojo que caracteriza la lucha contra el VIH y el sida.

Además de pancartas, algunos portaron velas encendidas junto a las imágenes de personas fallecidas por sida.

Entre las consignas destacaron algunas como “El Estado no es ‘aliade’… nos estigmatiza, discrimina y mata” o “La respuesta del Gobierno frente a la epidemia del VIH-sida debería ser con tratamientos, no con discursos”.

La manifestación pacífica fue encabezada por una madre y su hija afectada por la enfermedad. “Marchamos por ella”, dijo la mujer, quien prefirió no dar su nombre.

“Ella fue diagnosticada a los cuatro años porque se nos negó la prueba durante el embarazo. Erradicar esa idea del sistema de salud nos va a dar la posibilidad de una vida mejor y les va a dar a ellos la posibilidad de nacer sin esta condición”, sentenció.

Con información de EFE