La 4T, todo a una elección

Él puede decir que no es igual, pero no que no somos iguales.
Florestán.

https://youtu.be/uL2-qodR7fc

El proyecto de la cuarta transformación se juega todo en la elección en 2024.

Una y otra vez, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha dicho que ya se consolidó, revolución de las conciencias incluido, pero también ha dejado dudas, ya que cinco años y diez meses son insuficientes, en lo que coincido, para consumarla, sobre todo cuando lo compara con lo que identifica como sus referentes: independencia, reforma y revolución, que les llevaron muchos más años.

Pero aunque él siempre tenga otros datos, en el fondo sabe que necesita tiempo y operador, su sucesor, sucesora, para consolidarlo.

Y por eso su prioridad está en la sucesión presidencial, como todos sus antecesores a medio gobierno y aún antes.

Como lo veo, tiene que operar en tres frentes: el control de Morena, que solo él lo puede recuperar, sin él no existe; debilitar, como lo ha hecho permanentemente, los órganos electorales autónomos, INE y Tribunal Electoral, para lo que ha anunciado que este año sacará la reforma electoral, que busca disolverlos y alinearlos, de cualquier modo la presidencia de Lorenzo Córdoba termina en abril del año que viene, y romper la alianza opositora que le ganó su bastión, la ciudad de México en las elecciones de junio del año pasado, pero no pudo con las gubernaturas en juego en las que arrasó.

Y de los que ha mencionado tiene una carta, Claudia Sheinbaum, mucho más radical que él, al que todos los días cita, extiende y aumenta su mensaje.

Pero, ojo, ya no es la única.

RETALES

1. VOTO.- Tenía razón el ministro Jorge Mario Pardo Rebolledo cuando presentó su proyecto para modificar la pregunta de revocación de mandato que fue rechazado con los votos del presidente Arturo Zaldívar y Yasmín Esquivel, Loretta Ortiz y Juan Luis González Alcántara. Ayer el presidente le dio la razón al decir que la pregunta era tan complicada que los votantes necesitaban ir acompañados de un traductor para que no se confundieran;

2. SEÑAL.- Cuando en los Foros Abiertos Parlamentarios el priísta Rubén Moreira preguntó al presidente del CCE, Carlos Salazar, que si con algunas reformas, que no dijo cuáles, estarían de acuerdo en la reforma eléctrica del presidente, marcó la señal de cómo la votará el PRI, setenta diputados, setenta votos que necesita López Obrador para alcanzar la mayoría calificada en la Cámara de Diputados; y

3. RETRASO.- El aeropuerto Felipe Ángeles se inaugura el próximo 21 de marzo, pero un problema es el acceso. El ingeniero Manuel Gómez Parra le dijo a mi compañero Héctor Zamarrón, que la construcción del tren Lechería-Santa Lucía tardará veinte meses, año y medio, y estará terminado a finales de 2023. No sé si quien es director general de Transporte Ferroviario y Multimodal de la ahora SICT, se lo haya informado al presidente.

Nos vemos el martes, pero en privado.