Segunda autopsia a Abigail Hay Urrutia concluye que la joven murió por asfixia por ahorcamiento
Foto de Abigail Hay Urrutia. Foto: Especial

La Fiscalía General del Estado de Oaxaca informó este martes que la segunda autopsia practicada a Abigail Hay Urrutia reveló que la joven murió por asfixia por ahorcamiento, lo que coincide con el primer procedimiento pericial.

Por medio de un comunicado, la dependencia detalló que el resultado fue informado a la familia de la víctima.

A reserva de lo que revelen los trabajos de investigación en curso, la Fiscalía de Oaxaca está comprometida con el hallazgo de la verdad en este hecho, por lo que las indagatorias se efectúan de manera expedita, con perspectiva de género y bajo el protocolo ministerial de feminicidio y sin descartar ninguna línea que conduzca a la resolución de caso para establecer si existen factores tangenciales que hayan inducido al fallecimiento de la víctima y saber si hay responsabilidad directa o indirecta por comisión u omisión”, aseguró la Fiscalía.

El cuerpo de Abigail Hay Urrutia fue hallado sin vida en celdas de la policía municipal de Salina Cruz, horas después de que fue detenida el pasado 19 de agosto.

El reporte oficial de la policía señaló que la joven de 30 años “se suicidó en la celda”, pero su padre, José Luis Hay, indicó que el cuerpo de Abigail tenía una herida profunda en el cuello, por lo que la familia decidió no sepultar el cuerpo y exigió un segundo procedimiento.

La joven de 30 años y madre de dos niños de 10 y seis años, vivía en la región del Istmo, considerada como una de las más violentas para las mujeres y que contribuye a que en este año Oaxaca reporte alrededor de 90 muertes violentas de mujeres.

En medio de una discusión con su pareja, Abigail fue detenida el pasado viernes 19 de agosto por una presunta falta administrativa y encarcelada, tras resistirse.

Con información de López-Dóriga Digital y EFE