Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Difícil la unidad nacional; el presidente critica a quienes piensan diferente: Fernández de Cevallos

Difícil la unidad nacional; el presidente critica a quienes piensan diferente: Fernández de Cevallos - Foto de archivo
Foto de archivo

El excandidato presidencial Diego Fernández de Cevallos aseveró que la unidad nacional es imposible porque el presidente solo deja espacio para la unanimidad

Diego Fernandez de Cevallos, abogado y excandidato presidencial, dejó en claro que la unidad nacional es imposible si el presidente Andrés Manuel López Obrador solo deja espacio “para la ominosa unanimidad“.

Esto lo aseveró Fernández de Cevallos en entrevista con Joaquín López-Dóriga en Radio Fórmula, en donde recalcó que debido a la emergencia sanitaria por el coronavirus COVID-19, vislumbra dos problemas: la idiosincracia del mexicano y el gobierno federal con sus mensajes.

“Yo advierto dos problemas nada sencillos de resolver: uno de ellos somos nosotros mismos, es nuestra idiosincracia que más nos impulsa a la rijosidad y a la conciliación para el esfuerzo común, pero el otro problema es el gobierno, por una razón clara, solo es ético y benéfico lo que piensa, dice y hace el presidente, todo lo que otros piensan, digan o hagan por definición es perverso”, aseveró.

“En todo momento y circunstancia los mexicanos debemos procurar la unidad nacional, en la pluralidad social, no en la unanimidad, sobre todo para enfrentar esta severa crisis sanitaria y económica”, destacó.

 

“A los que opinamos diferentes, el presidente ya nos declaró públicamente moralmente derrotados, y nos mando un mensaje claro, inequívoco y amenazante: ‘ríndanse, los tenemos cercados’, esto es tremendo, no para espantarnos sino para entender que así la unidad nacional es imposible porque el presidente solo deja espacio para la ominosa unanimidad pero hay que tener bien claro que entre la cobardía y la temeridad está la valentía, esa es la verdadera opción ciudadana, opción que no deja espacio para el rencor, pero sí para la definición y el compromiso por México”, dijo.

“Soy de los que no entienden al presidente”

Fernández de Cevallos aseguró que “no entiende en muchas ocasiones” los mensajes que manda el presidente López Obrador, los cuales calificó de incongruentes.

Explicó que, en su modo de entender primeramente la vida (antes que la economía), para salvarla también hay que cuidar la economía porque hay muchas circunstancias que hacen que muchos mueran al estar viviendo con hambre, desesperación, angustia, pues, expresó, a eso no se le pude llamar vida.

“Ante cualquier esfuerzo, salvar la vida de todo ser humano, sea quien sea”, indicó.

Ante las afirmaciones de López Obrador sobre que la economía debe de estar subordinada a la política, Fernández de Cevallos afirmó que, si bien depende del enfoque que tenga el presidente y lo que quiera decir con esto, una verdadera política toma en serio a la economía, mientras que la economía debe tomar muy en serio la vida humana.

“La verdadera política toma muy en serio la economía y la verdadera economía debe tomar muy en serio la vida humana. Soy de los muchos ciudadanos que no le entiende con facilidad al presidente, lo dejamos así. Esa otra diferencia que muchos tenemos con el presidente, él dice ‘ya dominamos al coronavirus cuando su propio subsecretario de Salud nos dice que estamos llegando a la parte más terrible de de esta pandemia. Otra vez, la confusión y la incongruencia en todo, pero tenemos que salir adelante, pronto o tarde, con más o menos dolor, pero dependerá del esfuerzo que seamos capaces de hacer los mexicanos”, externó.

 

“Si en mi secuestro hubieran matado, me habrían mandado a mi libertad”

 

El político y abogado detalló que en este tiempo de confinamiento como medida sanitaria ante el coronavirus COVID-19, reflexionó sobre su secuestro ocurrido en el año de 210, el cual tuvo una duración de siete meses.

Fernández de Cevallos apuntó que quienes lo secuestraron y mantuvieron cautivo “solo tenían su cuerpo”, pues no dejó que tomaran su alma, y que, en caso de que lo hubieran matado, solo “le habrían mandado a su libertad”.

“Me ha hecho reflexionar una vez más, que he tenido este confinamiento después de aquel largo de siete meses y 10 días, este tipo de vida nos permite reflexionar tratar de ser mejores, entender de mejor manera la vida y procurar ser más útiles para ser y trascender”, declaró.

A pregunta expresa de cómo logró sobrevivir tanto tiempo secuestrado, Fernández de Cevallos respondió: “Tal vez es más sencillo de lo que parece, siempre y cuando entiendas que solo te pueden secuestrar tu cuerpo, tu alma, a menos que se les entregues. Pero en cualquier circunstancia, debes pensar que, vayas a donde vayas, tendrás que terminar en la libertad. Si en aquel secuestro me matarán, me habrían mandado a mi libertad”, reiteró.

“No están acostumbrados a ello, y recuerdas que en alguna publicación que hicieron los secuestradores después de mi libertad, dijeron algo textual ‘consentimos no recortarle la barba”, porque hubo un momento en que ya para liberarme decían que por ser un hombre conocido era preferible que me afeitaran, y les dije que las barbas no estaban en la negociación”, sostuvo.

“La replica fue ‘¿prefiere que le cortemos un dedo?’, ‘tome el que quiera’ les respondí. El secuestrador  me dijo ‘le puedo tomar la palabra’; yo le señalé ‘no me tome la palabra, tome el dedo que se le antoje, pero las barbas me las respeta’. No es una vanidad ni orgullo, es que el ser humano debe poner por encima de todo su dignidad”, profundizó.

Con información de López-Dóriga Digital

amloandrés manuel lópez obradorcoronaviruscovid-19diego fernandez de cevallosunidad nacional
Menú de accesibilidad