Canadienses de vuelo a Cancún en el que se organizó fiesta permanecen en México
Canadienses de vuelo a Cancún en el que se organizó fiesta permanecen en México. Foto tomada de video

Los pasajeros del vuelo en el que se llevó a cabo un fiesta y en el cual viajaban influencers de Montréal a Cancún, se encuentran atrapados en México debido a que al menos tres aerolíneas se negaron a llevarlos de nuevo a Canadá.

Mientras permanecen en el país, varios de ellos han dado positivo a COVID-19.

El grupo se dio a conocer después de la difusión de videos, el pasado 30 de diciembre, en el que aparecen en un vuelo de Sunwing Airlines mientras festejan a bordo del avión sin cubrebocas, cantando, bailando y bebiendo sin ninguna de las medidas sanitarias por la pandemia de COVID-19.

Tras la cancelación del vuelo por parte de Sunwing Airlines, se suspendió el retorno y Air Transat y Air Canada también se negaron a transportarlos.

“Confirmamos que se les negará el embarque en función de nuestras obligaciones legales y reglamentarias para garantizar la seguridad de nuestros pasajeros y tripulación, que es nuestra principal prioridad”, señaló Air Transat a través de su cuenta de Twitter.

Medios internacionales han detallado que varios de los pasajeros de ese vuelo han dado ya positivo a COVID-19 y continúan con su cuarentena en México.

Se estima que al menos unas 30 personas están contagiadas.

El jueves pasado, autoridades canadienses confirmaron que abrieron una investigación debido a que los pasajeros habrían violado regulaciones del Departamento de Transporte del país y podrían ser multados con hasta 3 mil 930 dólares.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, confesó que estaba “muy frustrado” con los videos que fueron inicialmente colgados en redes sociales por los protagonistas aunque posteriormente fueron borrados cuando estalló la polémica.

Trudeau declaró durante una rueda de prensa que los pasajeros, “influencers” de redes sociales y participantes de programas de “reality TV” de la provincia de Quebec, pusieron al personal de la aerolínea “en peligro con su total irresponsabilidad”.

“Es una bofetada en la cara”, dijo el primer ministro canadiense que hoy volvió a pedir a los canadienses sacrificios para salir de la quinta ola del virus.

En las imágenes se ve a los pasajeros del vuelo sin cubrebocas, bailando en el pasillo del avión, pasando botellas de alcohol mientras el avión está en vuelo.

El propietario de la empresa que alquiló el avión para transportar a los pasajeros a un evento de seis días en Cancún, James William Awad, negó que se violaran la normas de seguridad o los reglamentos de COVID-19.

En un tuit en su cuenta, Awad calificó lo ocurrido como “una simple fiesta en un avión” y pidió que se le diera tiempo “para poder comprender la situación mejor”.

Pero Sunwing denunció lo ocurrido al Ministerio de Transporte de Canadá y calificó el comportamiento de los pasajeros como “anárquico” y contrario a las normativas.

La compañía canceló el vuelo de vuelta del grupo, que todavía se encuentra en Cancún. Otras compañías aéreas canadienses también se han negado a aceptar al grupo en sus aviones de regreso a Canadá.

Los pasajeros que incumplieron la normativa se enfrentan a multas de hasta 5 mil dólares canadienses (3 mil 917 dólares estadounidenses).

Montreal, el punto de partida del vuelo, es en estos momentos uno de los epicentros de la pandemia en Canadá debido a la explosión de casos por la variante ómicron. La ciudad ha impuesto un toque de queda y estrictas restricciones a actividades comerciales para controlar el crecimiento de las infecciones.

Con información de López-Dóriga Digital y The Hill