AMLO envía condolencias a familias de trabajadores de CFE asesinados tras ataque en Sonora
Foto de EFE

El presidente Andrés Manuel López Obrador extendió sus condolencias a familiares de los trabajadores de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) que fueron asesinados tRas un ataque de civiles armados en el estado de Sonora.

En la conferencia matutina de Palacio Nacional, el mandatario mexicano apuntó que ya se está investigando el móvil de estos hechos.

Lamentamos mucho lo sucedido y enviamos el pésame a los familiares de los trabajadores”, apuntó.

“Estamos haciendo la investigación, se está trabajando con ese propósito, fueron dos camionetas atacadas, cuatro trabajadores, dos perdieron la vida, dos se salvaron, estamos recabando toda la información, desde luego buscando las causas”, puntualizó.

“Hay indicios de lo que pudo haber sucedido y pronto, espero, deseo, deseo que se tenga una hipótesis más definida y se castigue a los responsables de los trabajadores electricistas enviarles un abrase también fraterno, no es tan solos, yo acabo de estar en esta región”, agregó.

El pasado 6 de septiembre, dos empleados de la CFE fueron asesinados, y otros dos resultaron heridos, por civiles armados en un ataque armado en el estado de Sonora.

Los trabajadores pertenecían a una cuadrilla de la empresa estatal que estaba trabajando en pueblos de la sierra de Sonora para reparar fallos en el suministro de energía que afectan a decenas de pueblos del noroeste de México.

Aunque el ataque ocurrió antes de las 9:00 h locales, las autoridades se reservaron la información hasta que los propios empleados de la división noroeste de la CFE comenzaron a difundir audios y videos de sus compañeros asesinados.

Autoridades estatales acusaron a sicarios del grupo criminal La Línea, que actúa en Chihuahua y que entraron a la sierra del estado Sonora, como los presuntos autores del ataque.

El grupo delictivo de La Línea es el mismo que perpetró la matanza de mormones el 4 de noviembre de 2019 en la comunidad La Mora, en Bavispe, en el estado de Sonora, dejando a tres mujeres y seis niños muertos.

Con información de López-Dóriga Digital