AMLO,  cese, crítica y premio

El miedo no anda en burro, anda en Suburban y de preferencia, blindada.
Florestán.

Una de las cosas más ciertas que ha dicho el presidente López Obrador, es que su pecho no es bodega.

Y no, nunca lo ha sido.

Ayer lo confirmó cuando se refirió a su decisión de cesar a Rogelio Jiménez Pons de la dirección de Fonatur, a cargo la construcción del Tren Maya, al que ante los retrasos, cambios de ruta y aumento de costos, sustituyó con el exsecretario de Bienestar, Javier May.

A una pregunta de por qué el cambio, lo desnudó:

Es que necesitamos terminar esta obra y necesitamos responsables que estén comprometidos por entero, que no se detengan ante nada y que se apliquen a fondo. Para poder llevar a cabo una obra se requiere un mando y una supervisión permanente y no vamos a estar considerando que son nuestros amigos o nuestros compañeros, pero resulta que no dan resultados. Lo lamentamos mucho, nos da pena. Podemos querer mucho a una persona pero si esa persona no se aplica, no se entusiasma, no tiene las convicciones suficientes, no internaliza que estamos viviendo un momento estelar de la vida pública de México, si está pensando que es la misma vida rutinaria del gobierno, que todo es ortodoxo, que todo es plano, que no importa que se pase el tiempo, pues entonces no está entendiendo que una transformación es un cambio profundo, es una revolución de las conciencias.

Esta fue su síntesis de la ineficiente gestión de Jiménez Pons al frente de la construcción el Tren Maya y el porqué de su cese.

Lo que no entiendo, ni él explicó, es cómo ante esta relación de abandono lo haya nombrado subsecretario de Transportes de la SCT, lo que es un ascenso.

RETALES

1. MENTIRAS.- Hugo López-Gatell salió a decir ayer con base en los casos del domingo, cuando siempre bajan, que hay una reducción de contagios de Covid, lo que es falso. Anoche se reportaron 44 mil 902 casos, y eso que están topados por el bajo número de pruebas, y se registraron 475 defunciones, esas que iban bajando, el número más alto de esta oleada. ¿Hasta cuándo, presidente va a dejar que lo, y nos siga engañando?;

2. HOMICIDIOS.- La realidad tiene otros datos de los que dan al presidente: México ocupa el tercer lugar mundial de un ranking de 189 países en cuanto a número de homicidios dolosos con 33 mil en 2021, solo por debajo de Brasil y la India, y se registran 27 muertes violentas por cada cien mil habitantes, quinto lugar mundial. Pero lo reconfortan diciendo que se redujeron en mil cuando al día de ayer, en lo que va de este sexenio suman 111 mil 248; y

3. EMBAJADORES.- Está en duda el beneplácito del gobierno panameño a la propuesta de López Obrador para que Pedro Salmerón sea su embajador. Marcelo Ebrard ya tiene la respuesta de ese país que guarda en secreto. En cuanto a Quirino Ordaz, sigue el proceso en Madrid y todo indica le darán el placet.

Nos vemos mañana, pero en privado.