Juez bloquea en EE.UU. orden de Biden a empleados federales para que se vacunen contra COVID-19
Foto de EFE

Un juez de Texas bloqueó este viernes a nivel nacional la orden del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, de que todos los empleados del Gobierno federal se vacunen contra COVID-19.

El magistrado Jeffrey Brown, nombrado en su día por el expresidente Donald Trump (2017-2021), explicó en un escrito judicial que este caso no es sobre si la gente debe inmunizarse contra COVID-19, dado que “la corte cree que debería“, ni sobre las prerrogativas del Ejecutivo federal para exigir a sus trabajadores que se vacunen.

“En su lugar, es sobre si el presidente puede, de un plumazo y sin la aportación del Congreso, requerir a millones de empleados federales someterse a un procedimiento médico como condición para su trabajo”, escribió Brown.

En septiembre pasado, Biden ordenó la vacunación obligatoria contra la covid-19 de todos los trabajadores del Gobierno federal, que afectaba a 2.1 millones de empleados que hasta ese momento tenían la opción de no vacunarse si se sometían pruebas de COVID de forma habitual.

En opinión del juez, la orden del presidente estadounidense “según el estado actual de la ley, como lo expresó recientemente el Tribunal Supremo, va demasiado lejos”.

Brown se refería a la decisión de la semana pasada de la máxima instancia judicial del país, que dejó sin efecto el mandato de Biden que obligaba a vacunarse o a presentar semanalmente resultados negativos de test de covid-19 a los trabajadores de todas las compañías que tengan cien o más empleados.

No obstante, el Supremo dio su beneplácito a otra orden del presidente para que se vacune el personal de más de 50.000 instalaciones sanitarias de EE.UU. que reciben subsidios federales de los programas Medicare y Medicaid y en las que trabajan unos 17 millones de personas.

Preguntada sobre la resolución del juez de Texas, la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, apuntó en su rueda de prensa diaria que un “notable” 98 % de los trabajadores federales están ya inmunizados.

“Confiamos en nuestra autoridad legal aquí”, aseguró Psaki.

Con información de EFE